Aquéllos curiosos Casio de los 90: el W-731


Nunca deja de sorprenderme cuando descubro que relojes de hace bastantes años, aún son relativamente fáciles de encontrar hoy en día. Más de una vez me he preguntado cuales serían las razones: si es que hubo un stock "gigantesco", si se han estado fabricando durante muchos años, o si en aquellos tiempos los relojes digitales seguían sufriendo su agonía de la crisis de los noventa (que aún pervive, y no es más que la predilección del consumidor "generalista" por los relojes de aguja, teniendo a estos modelos digitales como relojes "de segundo nivel" o "menos serios" que los primeros). Sé que eso es solo apariencia, quiero decir: los que estamos en "el mundillo" y todos los amantes de la relojería sabemos que cualquier reloj digital no es menos fiable, ni serio, ni genuino o digno que uno analógico, pero se da el caso de esta paradoja que os acabo de comentar. Tal vez "la culpa" de todo sea porque las principales marcas suizas, y los principales movimientos que se tienen por "acreditados" (Miyota, ETA...) son todos ellos mecánicos y de agujas. Los calibres digitales -sería más propio decir módulos en este caso, pero bueno- se han visto reducidos a unos pocos fabricantes (Casio, Timex...), y todos los demás, como comentaba el señor Masuda el otro día, se dedican simplemente a ser montadores de cajas.

Este reloj que os traemos hoy de protagonista a nuestra home es un buen ejemplo de ello. Olvídate de las pilas de siete o diez años de duración de aquéllos años ochenta, o de estos años, en aquél tiempo muchos de los movimientos de Casio eran con pilas de dos o tres años (sin ir más lejos, podemos poner de ejemplo el TRT-100 que probamos el otro día). Esa "moda", o esa forma de ofrecer la tecnología de módulos digitales, aún la estamos "sufriendo" hoy en día. Una prueba de esto son los movimientos de los DW-5600 o DW-6900, en los primeros, con pilas de una duración que es significativamente menor que la del modelo original.



También es una reminiscencia de uno de los hándicap de los movimientos de cuarzo analógicos: al disponer de un mecanismo con menos espacio, y más engranajes, si queríamos tener una caja pequeña la pila también debía ser pequeña. Este problema no lo sufren los modelos digitales, pero aún así seguían llevando pilas de poca duración. Casio demostraría también que incluso los modelos duales (con parte analógica) podían llevar pilas de diez años de duración, por eso hemos dicho siempre que el fabricante nipón se lució con ese tipo de módulos (estamos hablando de relojes como el AMW-701 o el MDV-700, por poner dos ejemplos). Obviamente, son todos de caballero, y no puedes aprovechar ese movimiento para relojes de mujeres más pequeños, pero eso es otro cantar.

Este W-731, como ves, sigue fielmente la estela de diseño de aquéllos Casio de los noventa, además de la pila, vemos un botón frontal para la iluminación, la caja redonda con un fondo cuadrado de display, y la función de doble horario, una de las más socorridas de aquellos tiempos. Casio dejaba atrás los relojes con juegos, "musiquillas" o variopintas ideas (e ingeniosas) que tanto éxito le habían proporcionado en sus inicios, y ahora dedicaba sus esfuerzos a centrarse en productos más generalistas, hechos para vender, y no tanto para deslumbrar. No vivía sus mejores años, la verdad, y eso se notaba en una línea que podríamos tachar en cierta forma como clónica, pero sin dejar de ofrecer interesantes relojes (de hecho, seguía ofreciendo modelos con elementos como sensores, pero en líneas específicas).


Estos W-731 también ofrecían la función de cronógrafo con contador de tiempo de referencia (el reloj emitía unos pitidos cuando llegaba al tiempo de destino que le hubiésemos configurado), que en algunos casos podías encontrarla definida como "alarma objetivo", aunque Casio la denominada Injury Time (INJ-TIME). Su módulo era el 1823, y aparte de esta curiosidad (ahora desaparecida en la mayoría de modelos), el reloj poseía, como hemos comentado, doble horario, iluminación EL (Casio estaba "ilusionada" con ese tipo de iluminación, y desde su estreno a mediados de los noventa en su línea de relojes, empezó a meterla en cualquier reloj que lanzara), cronógrafo con dos llegadas, temporizador con contador de progreso audible (beeper) y función de auto-repetición, y alarma diaria con señal horaria opcional. El temporizador y cronógrafo eran muy completos -como solía ser habitual en los W de antes-, alcanzando nada menos que las 24 horas en ambos.

Su resistencia al agua era hasta los 100 metros, y existían varios modelos, diferenciándose entre ellos por los colores, ya que todos disponían de correa de resina y caja de resina.


En resumen, unos modelos que serían una curiosidad anecdótica e históricos, si no llega a ser porque, como hemos comentado al principio, son relativamente fáciles de encontrar hoy en día, aunque simplemente con verlos es fácil reconocer en ellos ese olor a "noventero", tan discutido muchas veces en cuanto a la estética adaptada por Casio, pero que no deja de formar parte de la historia. Una historia que de vez en cuando está bien recordar, porque también es la historia de todos nosotros. La historia de Casio.













| Redacción: Zona Casio

3 comentarios:

Mr. Grumpy dijo...

Pues yo precisamente el otro día encontré perdido en una caja un muy parecido, concretamente un W729H con brazalete metálico y que aún funciona perfectamente. Además cuenta con un módulo muy completo [1822] y con un curioso indicador de las décimas de segundo del crono en forma de arco sobre la pantalla principal.

Mr. Grumpy dijo...

Concretamente tiene éstas funciones (muy similares al que mostráis):

Luz de fondo EL
Hora doble
Cronógrafo 1/100 seg. 24 HR
Alarma diaria, señal horaria
Larga duración de pila (3 años) (en mi caso más)
Calendario automático
Resistente al agua (10 BAR)
Cristal bombeado

Aún siendo ya tan veterano en Baroli lo tienen disponible (aunque no es la versión exacta la mío)
http://www.baroli.es/ver_casio_digital_caballero/W-729H-1

ZonaCasio dijo...

Cierto Grumpy, ese es otro de esos modelos que aún se pueden encontrar fácilmente. Además con una caja idéntica!

Lo último de Casio Vintage

Lo último de G-Shock

Lo último de Baby-g

Lo último en digitales

Lo último en analógicos

Última entrada

Nuevos Casio Edifice EFV-540

No sé por qué Casio últimamente no pone todas las novedades en su sitio de novedades (valga la redundancia) de sus webs, el cual está preci...