2018-08-15

La curiosa historia de la calculadora "Biolator"


No es la primera vez que en Casio parecen no darse cuenta de las connotaciones negativas por usar ciertos nombres. El caso más reciente fue el del GD-350, nacido como Vibrator, y que luego cambiarían a Vibe Alarm. En los tiempos actuales, en los cuales cualquier noticia llamativa (o curiosidad, sin ni siquiera llegar a ser noticia) da la vuelta al mundo en un abrir y cerrar de ojos, en Casio han tenido que ir de prisa para variar determinados nombres "populares" o "alias" para sus modelos que, en tiempos anteriores, no hubiesen hecho.

Uno de los que más llaman la atención en esta línea, y que al contrario que hoy, no cambiarían en todo el ciclo de vida del producto, es sin duda un producto no de sus líneas de relojes, sino de calculadoras. La Casio H-801 Biolator. Sí, como lo lees, a la gente de Casio no se le ocurrió cosa mejor que ponerle Biolator de nombre. Claro que eran otros tiempos, tenemos que irnos a nada menos que la década de los setenta con una calculadora con display VFD ("vacuum fluorescent", por catodoluminiscencia, similar a los tubos catóditos pero de menos voltaje) y que empezaba a incluir funciones curiosas por las que más tarde serían famosas las gentes de Casio.

Inicio de temporada y 30 años del F-91


El Casio F-91 es un modelo icónico dentro de Casio. ¿Quién no lo conoce? Más aún nos atreveríamos a decir: ¿quién no ha tenido, al menos alguna vez en su vida, uno? El año que viene se celebran, ni más ni menos, que su 30 Aniversario, y aquí en ZonaCasio no podemos, por supuesto, pasarlo por alto.

Hemos decidido hacer algo diferente para la presentación de una fecha tan especial, y que también sirve para inaugurar la nueva temporada del blog (que es la séptima, ni más ni menos, casi una década ya con todos vosotros..., ¡como pasa el tiempo!, -como alguien diría-), algo que sea un poco más divertido que el habitual artículo conmemorativo. Y ese algo, además de incorporarlo a nuestra cabecera, es diseñar un simpático "icono" de muchas de las versiones (ya sabéis que hay bastantes más) del F-91, que además de curioso seguramente os hará pasar un entretenido rato admirando el diseño de este excepcional reloj, copiado por casi todas las marcas (y no hace falta irse muy lejos ni a China, la última en apuntarse al carro, la española Marea), imitado hasta la saciedad, pero nunca superado. El reloj incombustible, y el reloj más socorrido cuando te hace falta un reloj que no te falle. Un buen reloj. Eso es -y mucho más- el Casio F-91.

2018-08-14

De plásticos, pilas y baterías


José Naranja me preguntaba el otro día por qué no le cambiaba sin más la pila a mi LDF-10 y volvía a utilizarlo. Y tiene mucha razón, esa sería una muy buena solución, pero las razones por las que no lo haga son varias.

Una de ellas es que, aunque el coste de una pila sea minúsculo, no tiene sentido gastar dinero en un reloj que apenas voy a utilizar, tan sólo muy de cuando en cuando. Es un derroche inútil.

2018-08-13

Nuevos Casio edición especial Line Friends


De cara a los clientes más juveniles, Casio ha lanzado varias ediciones especiales de sus relojes, dentro de su línea Baby-G y G-Shock S Series, con los motivos chinos de los personajes Line Friends. Los relojes se comercializarán en un pack especial, un estuche con forma de maleta de viaje (ruedas incluidas) que inspira el placer de viajar. Además, cuentan con correas personalizadas, de aspecto infantil, y colores frescos y luminosos.

Dentro de esta línea también se podrán encontrar calculadoras y diccionarios electrónicos.

2018-08-12

Los digitales de Collection serán a partir de este año -algunos de ellos- "Made in Japan"


Casio empezará a fabricar nuevos modelos de sus propios relojes de Collection, o más bien algunos de los más populares old-school, y lo hará, además, en Japón. Los fines que buscan son varios. Por una parte, un control más directo sobre la producción -han empezado a hartarse, y con razón, de que los proveedores no lleguen a la calidad que la marca desea, además del peligro (siempre presente) de falsificaciones-, un abaratamiento de costes, y el ofrecer un "Made in Japan" que, según mencionan fuentes de Casio (y no hay que ser muy listo para, efectivamente, darse cuenta de ello) cada vez es más apreciado en el mercado.

Te preguntarás que cómo lo harán, teniendo en cuenta que fabricar en Japón es muy costoso. Pues muy sencillo: no habrá intervención humana en el proceso, el reloj lo fabricarán, íntegramente, robots. Todos los relojes, así, saldrán con la misma calidad, de la misma manera ensamblados, y con ajustes idénticos.