2014-09-25

Casio Vivcel, los relojes que te avisaban de tus llamadas al móvil sin necesidad de Bluetooth


Allá por el año 1998 Casio lanzó una serie de modelos bajo la denominación común de Vivcel (Vibration Cellular). Tenían una particularidad muy curiosa, y suponían la actualización a las nuevas tecnologías de aquellos relojes que se relacionaban con los teléfonos fijos, como los "Phone Dialer" DBA-80. También eran unos modelos que incluían esa atractiva filosofía de Casio de hacer productos diferentes, de presentarnos soluciones tecnológicas inteligentes de una forma que a casi nadie se le ocurre y de una manera distinta a los demás.

Estos relojes de la serie Vivcel (VCL-100, VCL-110, VCL-101...) eran capaces de avisarnos de cuándo recibíamos una llamada en el móvil, y lo más sorprendente de todo es que eran capaces de cumplir ese cometido sin necesidad de emparejamiento alguno o de emitir ningún tipo de ondas. Es más, Casio comercializaba diferentes módulos. Según el cual, eran capaces de trabajar con redes de móviles japonesas, con redes analógicas (la conocida Moviline de España que, como muchos sabréis, convivió durante algunos años con la Movistar actual) o con redes digitales GSM.

Pero... ¿Cómo lo hacían?




Para entender cómo funcionaban vamos a contar un poco cómo se recibe una llamada en un móvil (la parte técnica muy resumida y fácil de entender, no hablaré de estaciones BSS y demás, tranquilos, ni de criptografía de comunicaciones). Imaginémonos que contamos con un antiguo móvil GSM que funciona en la banda de los 800Mhz (obviamente, estos modelos de Casio no funcionaban con redes 3G). La antena emisora que nos está dando cobertura en esos instantes envía una señal al aparato, y ésta señal la recibe la antena de nuestro móvil en la franja cercana a las microondas, dando una serie de respuestas en esa misma banda.

Seguramente que en más de una ocasión os habréis fijado en que, si ponéis el móvil junto a la radio o a una televisión encendida, y recibís una llamada, se producen unas fuertes interferencias. Pues bien, los relojes VivCel tienen internamente una pequeña antena, que es capaz de detectar estas pequeñas radiaciones. Cuando se producen, el reloj vibra, informándonos de que estamos recibiendo una llamada. Interesante, ¿verdad? (Realmente el procedimiento es mucho más largo y complejo: se realiza mediante una petición de servicios BSC hacia MSC/VLR, que se encarga de la autenticación del móvil e inicia el proceso de cifrado entre éste y la MSC. Luego es MS quien envía el mensaje de llamada e incluye el número de abonado hacia MSC/VLR, solicitando vía BSC el indicador de equipo, y nuestro móvil responde transmitiendo el IMEI que se comprueba en el EIR para asignar canal al BSS que lo envía a su vez al MS... pero como veis, esto es enormemente engorroso).


Los modelos Vivcel podían configurarse de dos maneras: una de ellas consistía en una sensibilidad baja, y era de corto alcance (hasta los 50 centímetros). Se utilizaba para las ocasiones en las que transportábamos el móvil en la mano cerca del reloj o cuando había muchos teléfonos GSM cerca de nosotros. El otro modo de funcionamiento era de una alta sensibilidad, capaz de detectar y recibir las emisiones de radio del móvil hasta una distancia de hasta un metro. Era útil, por ejemplo, cuando estábamos con el móvil alejado de nosotros, en el bolso, o en la mesilla de noche.

Varios elementos curiosos y llamativos, además, que tenían estos relojes: su logo de con la potencia de la señal de la antena en la parte superior derecha del display, cuando la función de recepción estaba activada, o la palabra "Vibrator" (eliminada por Casio en sus relojes actuales por otras causas) en la parte superior izquierda.


Dos cosas, principalmente, propiciaron que estos relojes dejaran de ser útiles e interesantes. Una de ellas fue la masificación de los móviles. Con este sistema podías detectar cuando te llamaban a ti, pero también era fácil que diera "error" y que detectase llamadas de cualquier otro teléfono móvil que estuviera a tu alrededor y que funcionara en la misma franja de ondas de radio (muy útil para hacer de un simpático "sniffer" radioeléctrico).

La otra causa de abandono de estos relojes fue la aparición de redes 3G, el uso cada vez más extendido de Bluetooth y la variable forma de funcionar de la tecnología dual (recordaréis que en muchas cajas de móviles se empezaba a ver el clásico término: "dual band"), mientras que los Vivcel solo podían funcionar con una sola banda (aunque algunos módulos tenían una función dual para funcionar en analógico y digital a la vez).


No quiero terminar este reportaje sobre esta interesante tecnología sin hacer mención a que en el reloj podías activarle o desactivarle la recepción de radio a voluntad y de forma fácil y sencilla, y también podías hacer que se activara durante unas determinadas horas (por ejemplo, cuando te ibas a dormir y no querías despertar a nadie). Así, esta función podías activársela únicamente cuando esperabas una llamada importante y no querías perdértela, manteniéndolo el resto del día (o de los días) con esa función apagada.

Como en muchos relojes de Casio, no era algo fiable cien por cien, sino simplemente una función curiosa y atractiva que hacía de estos relojes algo especial e interesante. Por desgracia su éxito fue muy relativo, entre otros motivos porque llegó en un momento en el que precisamente el principal competidor de los relojes pasó a ser el teléfono móvil. Ya no era como antes, como en los ochenta, en donde llevar el reloj en la muñeca era una necesidad, y las características extra que éste incluyera un bien añadido. Fue una de las primeras muestras para Casio de que su filosofía de antaño ya no era tan bien recibida como en sus mejores tiempos. Una lástima, porque el reloj era sumamente seductor en lo que tenía de atrayente su peculiar función de recepción de emisiones radioeléctricas.

En cuanto al resto de características de su módulo, poseía horario mundial, cronógrafo de hasta 24 horas, temporizador también de 24 horas, alarma con vibración, y función DST. Por supuesto, también tenía iluminación. Además, ¡la cubierta trasera era de resina!


Casio Vivcel 1
Casio Vivcel
Casio Vivcel 2
Casio Vivcel
Casio Vivcel 3
Casio Vivcel
Casio Vivcel 4
Casio Vivcel
Casio Vivcel 5
Casio Vivcel
Casio Vivcel 6
Casio Vivcel
Casio Vivcel 7
Casio Vivcel
Casio Vivcel 8
Casio Vivcel
Casio Vivcel 9
Casio Vivcel
Casio Vivcel 10
Casio Vivcel
Casio Vivcel 11
Casio Vivcel

| Redacción: Zona Casio

6 comentarios:

  1. No conocía esta gama, y me parece un mecanismo de funcionamiento tremendamente ingenioso.

    Muchas veces me quejo de lo mismo, de la capacidad de innovación y de sorprendernos que tenía Casio en los 80, y que poco a poco ha ido perdiendo.

    ResponderEliminar
  2. A esto exáctamente me refería ayer. Casio estaba 7/8 sobre 10 en innovación.

    La trasera me ha dejado sin palabras.

    :|

    ResponderEliminar
  3. Que cosa mas curiosa. En 1998 debía de ser la caña este reloj. Coincido con mis compañeros, estas soluciones tan ingeniosas son las que se les echa de menos ahora en Casio.

    ResponderEliminar
  4. La mejor trasera que he visto, con diferencia, exagerao!!!!!

    Me quedo flipao como hace años hacia esto, y ahora solo hace plasticos de colores!!!!


    En fin... casio sabra lo que hace...


    De momento solo puedo decir que en el caso de los ultimos bluetoot los GB5600B, el modulo en si, es mas, la placa, del modulo!!!! eS LA MEJOR CONSTRUIDA CON DIFERENCIA, SUPER, SUPER LIMPIA Y BIEN ECHA, muuuuucho mejor que la 1º edicion, se sale litaralmente de calidad, se nota que han cambiando de fabricante y diseñador.... se nota y mucho!!!!!

    ResponderEliminar
  5. Un sistema muy ingenioso ya que de hecho a veces cuando recibo una llamada en el coche mi vieja radio me "avisa" de su inminencia y eso pasa cuando paso cerca de algunas antenas que andan al lado de la autovía. Los de swatch y seiko también se pusieron en ello con lo de los mensajes de buscas y obviamente sus (mudos) relojes son ahora objeto de coleccionista una vez pasada su época de "cadaver tecnológico".

    ResponderEliminar
  6. Actualmente esta tecnología no tendría que funcionar con móviles que trabajen con 2G/3G porque estos casios solo captan señales de 800mhz, pero... resulta que desde 2015 esta frecuencia pasó de ser usada para el TDT a ser utilizada para el 4G en las principales compañías de telefonía. No lo he probado (no tengo 4G) pero creo los Vivcel pueden resucitar de su estado de "cadaver tecnológico" o de objeto de coleccionista y volver a ser funcionales en su principal función. Haber si alguien lo prueba y deja constancia aquí.

    ResponderEliminar

Última entrada

Nuevos e interesantes analógicos: Casio MTP-SW310

Entre las novedades que Casio nos trae para este mes, merecen una mención especial unos modelos analógicos muy interesantes. Perteneciente...