¿Existe el purgatorio?

2014-08-25

Casio te permite juzgar a la propia Casio


Casio siempre se ha definido como una compañía cuyas premisas principales es "escuchar" a sus clientes. Incluso en su último informe corporativo (del año pasado) presumían de que muchos de sus productos salieron al mercado precisamente porque sus clientes se lo pidieron. De hecho allí publicaron un detallado esquema (que adjuntamos en este post) en el cual explican el proceso por el cual el "feedback" les llega a Casio desde diversas fuentes con el consumidor, incluyendo propuestas de los distribuidores y encuestas y entrevistas directas con los clientes. A continuación va a una base de datos, que acaba en sus diferentes departamentos para cuando necesiten consultarla y, finalmente, en los departamentos de manufactura para ver si pueden hacer realidad esas propuestas.

De hecho desde Casio han puesto dos ejemplos de relojes fabricados porque los clientes se los pidieron. El primero fue el PRX-7000T, porque muchos clientes decían querer un modelo de Pro Trek que no fuera ana-digi ni digital, sino totalmente analógico. El segundo caso en el cual Casio realizó un producto por petición de la gente que compra sus relojes fue el del WVQ-M410DE, un reloj que nació en respuesta de la necesidad de que su brazalete fuera fácilmente ajustado (la pulsera de este reloj se puede ajustar sin prácticamente herramientas) que tenían problemas a la hora de ajustar las pulseras de algunos relojes.

Pero en Casio van mas allá. Ellos mismos te invitan que juzgues a sus departamentos de repuestos y de servicio técnico, y lo puedes hacer online.





El primer modelo de G-Shock con los dibujos técnicos originales de Kikuo Ibe durante su desarrollo

Desde su página británica puedes decirles qué te ha parecido no solo la reparación de tu reloj, sino el tratamiento que te han dado, la calidad de la reparación y la rapidez. Todo ello en forma de una sencilla encuesta que cualquiera puede realizar. Si en tu caso lo que has hecho es pedirles un recambio, puedes juzgar éste desde la página de "Parts", en la cual podrás decirles cómo te han tratado sus distribuidores, y el conocimiento que tenían sobre el producto que pediste.

Lamentablemente toda esta información solo se encuentra disponible desde la página británica, que ya sabemos que funciona algo "diferente" a como lo hacen el resto de filiales europeas.


Si estás en México todas esas propuestas que te rondan por la cabeza (o protestas...) puedes hacérselas llegar a Casio dentro de su página global para América (aunque también pueden hacerlo desde otros países, poniendo simplemente "otros").

Por supuesto, pasa lo de siempre: con la cantidad de información que les llegará, y de cuestionarios, difícilmente presten atención a uno en concreto, pero puede que tengas la suerte de que un día en su base de datos se encuentren con el tuyo (o les lleguen muchos con la misma demanda) y lo tengan en cuenta. La esperanza, como se suele decir, es lo último que se pierde.

| Redacción: Zona Casio

2 comentarios:

Francisco Frivero dijo...

Todo esto es bueno saberlo, porque la última frase es una verdad como un templo.

Elmer Homero dijo...

Pues yo si tengo un par de cosas que decirle a Casio. Empezando por la mala tirandole a pésima distribución que tienen en mexico