12/5/19

Especial DW-5900 "revival". El nuevo G-Shock "must have"


Imaginaros que Ford decidiera volver a construir su Capri, aquel modelo que encandilaba a los jóvenes en los ochenta, o su Sierra; o que Opel volviese a lanzar el Calibra, que hacía lo propio pero en los noventa, tal cual era. O trasladémonos a la época favorita de muchos, la de los setenta, y Renault volviera con un 17 genuino y tal cual era en aquellos años, o a los sesenta, y Citroen reeditara su Ami...

Pero, además de hacerlo idéntico por fuera, absolutamente idéntico, les incorporase todas las ventajas de los automóviles modernos, en seguridad, en economía de combustible, en funciones... Sería un sueño, pero imposible.




Es cierto que no pocos fabricantes lo han hecho, ahí tenemos a Fiat con su 500, o a Mini con su galaxia de variantes, convertida en una marca más cuando en realidad era un modelo (el Austin Seven y el Morris Mini Minor, sin ir más lejos). Pero del producto de antaño al nuevo, apenas hay un reflejo de estilo que intenta simularlo, en todo lo demás no se parecen en nada.

No ocurre así con G-Shock, y lo que ha hecho Casio con este espectacular revival del DW-5900 es digno de elogio. No solo ha hecho, exteriormente, el mismo y calcado modelo de los noventa, sino que le ha incorporado tecnología actual, y funciones actuales, mejorándolo en su autonomía, mejorándolo con una zona de matrices, y mejorándolo con funciones como despertador, la iluminación, o el poder silenciarle el sonido de pulsadores.


Así, cualquier amante de los G-Shock "de siempre", podrá disfrutar con esta nueva interpretación auténticamente "deliciosa" saboreando su estética, exterior y formas originales, sin perder los beneficios de los G-Shock actuales.

Pocas marcas se atreverían a hacer lo que ha hecho G-Shock, lo hemos visto muchas veces. Las reediciones fieles, o mejoradas, de modelos de antaño, suelen lanzarse en ediciones limitadas y a precios solo aptos para coleccionistas pudientes (ahí tenemos a los Heuer Monaco, sin ir más lejos). G-Shock, sin embargo, ha puesto en producción un modelo fiel a su DW-5900 de siempre pero, encima, a un precio de los G-Shock más baratos y asequibles del momento. En serio: es para dar saltos de alegría. Y todos los amantes de este modelo, y seguidores de G-Shock, deberían estar haciéndolo.


Que, por si fuera poco, Casio deje en catálogo de forma permanente al DW-5900 es un hecho aún más loable, valioso y meritorio, porque ofrece la oportunidad de que muchas más personas se puedan hacer con él, conseguir más fácilmente repuestos y recambios, y crear más la afición (y reforzar la actual) por estos modelos.

Hoy podemos hacernos con un DW-5900 en su esencia original, con su diseño original, nuevecito, y a la vez sin perder la ventaja de un módulo moderno. Fue todo un detalle, una genial idea de su 35 Aniversario, el momento adecuado, idóneo, para verlo resurgir. Con este revival del DW-5900 G-Shock ha hecho que podamos tener uno más de sus modelos históricos, y llevarlo de nuevo con nosotros hoy, recién salido de fábrica, recién sacado de su caja. Solo por eso ya merece un sitio especial entre los más especiales relojes de nuestra colección.

Y, por supuesto, eso lleva a que el DW-5900 se convierta, de buenas a primeras, en una alternativa muy importante entre los 5600 y los 6900. Es decir: entre los más básicos de los más básicos de G-Shock por antonomasia.


| Redacción: ZonaCasio.com / ZonaCasio.blogspot.com

9 comentarios:

  1. Re-ediciones de modelos de la época del declive, años 90. Y me pregunto yo, qué estrategia es esa? Y para cuando las re-ediciones de la época Marlin, la más gloriosa de los 80.

    Casio, no entiendo quien decide estas estrategias, pero reeditar un modelo que vendió 10 o 100 veces menos que el W400 me parece un error.

    La nueva Casio sigue en su línea.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Deja de criticar y cómprate el DW-5900, no seas roña! XD

      Eliminar
    2. Es bonito, pero el A700 lo es más... ;)

      Eliminar
    3. Ah claro, entonces fijo que cae para el museo. A ver si te estiras y pasas alguna fotita para la galería cuando lo tengas, Jokerblue.

      Un fuerte abrazo, gracias por pasarte y comentar, compi.

      Eliminar
    4. Eso está hecho. Más bien os paso un zip lleno de fotos y ya las vas sirviendo campañero. Un abrazo

      Eliminar
    5. *compañero no "campañero" aunque campañero suena también bien a Campaña New Marlin 2019... ;)

      Eliminar
  2. Offtopic: Fíjate que el R17 a mi siempre me pareció feo... Claro que Ford en aquella época se llevaba la palma. Capri, Sierra Cosworth, Escort RS...

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. El R15 era un R17 a lo grande. Creo que llevaban la misma plataforma (una vez para el blog de motor en el que estaba escribí un especial sobre ellos, pero ya casi no me acuerdo). Estéticamente me gustaba más el R17. Eran coches de la Renault de antes, "deportivos utilitarios", como los mismos Opel Manta y similares. Qué tiempos...

      Eliminar
    2. No, perdón, que es al revés, jaja! El R17 era un R15 a los grande, eso.

      Eliminar