2014-08-07

De qué y cómo están hechos los ana-digi de Casio


¿En qué consiste el movimiento analógico? ¿Cuantos engranajes posee? ¿Es tan endeble como parece? A estas y otras preguntas parecidas hemos querido responder en este reportaje, porque son muchísimas las personas que meten en el mismo saco a todos los movimientos analógicos, muchos de ellos son despreciados sin más por su aparente fragilidad, mientras que en otras ocasiones se les culpa de consumir más, e incluso de tener un mantenimiento mayor y más complejo. Como vereis a continuación, aunque buena parte de todos esos apartados son ciertos, en Casio existen movimientos muy asequibles y robustos que poco o nada tienen que ver con un reloj analógico convencional, "del montón", de cualquier otra marca.

Así, en Casio no solo tenemos movimientos analógicos más resistentes, con pilas de larga duración (incluso con diez años de autonomía), sino libres de mantenimiento y que soportan los campos magnéticos, tan sensibles para este tipo de mecanismos.





Partes fundamentales en las que se compone un módulo ana-digi de Casio. En la parte inferior de la placa impresa del circuito, el plástico protector del chip.

Cuando Casio se decidió a ofrecer modelos G-Shock analógicos se encontró con un gran problema: el movimiento analógico era enormemente endeble y podía afectarle muchas más cosas que el movimiento digital, así que había que desarrollar un reloj resistente también en las partes internas más frágiles de los digitales: sus engranajes.

Así, idearon un sistema de ruedas dentadas de plástico, a las que no les afectaban los campos magnéticos. Otro gran problema era la lubricación, por lo que instalaron engranajes plásticos de elevada durabilidad con elementos de soporte giratorio auto-lubricantes en lo que se denominaba "self-lubricating, long-life plastic". Con todo ello, se evitaba el mantenimiento de un reloj convencional de agujas. Este conjunto lo ensamblaron y encajaron en una cavidad cerrada, asegurada por varios tornillos, encapsulándolo en un diseño que recuerda mucho al encapsulado SECC de los microprocesadores Pentium II de Intel (por supuesto, no llega a tanto, pero es un concepto parecido).



Despiece de un reloj ana-digi Casio (parte superior) y despiece de un reloj analógico convencional (parte inferior). Las partes móviles del modelo inferior duplican a la del modelo de Casio. Pero lo peor es que en el modelo no-Casio se mezclan elementos de plástico con piezas de metal en continuo movimiento.

Cuento todo esto porque, años después, Casio aprovecharía toda esta tecnología para otros modelos digitales, como los Pathfinder, cuyos módulos comparten también los de este modelo Outgear que hoy desgranamos (o desarmamos, más bien) aquí.

Por ello no es extraña la robustez que lucen estos magníficos ana-digi, si tenemos en cuenta que procede del mundo G-Shock. Y es que por dentro estos módulos de manecillas no tienen nada que ver con un analógico convencional, y para demostrártelo y dejar bien claro que no es un simple farol que ponemos aquí por ser éste un blog dedicado a Casio, hemos desarmado también, y despiezado completamente, otro reloj analógico de otra marca.



Diseño del sistema de engranajes en un Casio ana-digi de la línea Outgear, en donde puede verse el encapsulado que cierre el entramado mecánico y lo aísla y lo protege del exterior.

Mientras en Casio todos, absolutamente todos los engranajes que hacen contacto entre sí están hechos de plástico, en otros modelos de otras marcas se mezclan engranajes de plástico con engranajes de metal. Esto trae consigo algo evidente: un desgaste desigual, haciendo que el engranaje de plástico se degrade más, y se desgaste antes. Eso no es todo. El hecho de tener engranajes de metal le hace más propenso a los campos magnéticos y a la temperatura, mientras que en los módulos de Casio esto se ve reducido al mínimo.

Otra diferencia pequeña, pero no menos importante, tiene que ver con la cantidad de piezas móviles. Es este un aspecto vital, porque cuantas más piezas móviles lleve un reloj, más posibilidades hay de que se dañe o de que más elementos se desajusten. En el módulo ana-digi de Casio sólo hay cuatro engranajes que se mueven, todos los demás son elementos fijos, que no tienen movimiento alguno. Y todos, absolutamente todos los engranajes, son de plástico. En un reloj analógico convencional, como ves, los elementos en movimiento son bastantes más, siete como mínimo.



Sistema de encapsulado de un ana-digi de Casio una vez retirado el motor y la placa que lo protege y aísla. Todos los engranajes son de plástico. A la derecha, comparativa con la disposición de engranajes en un analógico convencional no-Casio.

Otro importante detalle: el constante movimiento de las agujas sobre la placa del reloj produce un desgaste con el tiempo, que puede llegar no solo a dañar dicho fondo, sino a deteriorar las agujas, afectar a su asentamiento y, en última instancia, dañar todo el movimiento. Para solucionarlo los fabricantes suelen poner una pequeña plaquita de metal que, lubricada, propicia un desplazamiento suave. Pero Casio adoptó en estos modelos una solución fantástica: ha sustituido esa placa por un film especial, que no solo es indemne a la atracción magnética, puesto que no es de metal, sino que, además, no requiere engrase. Además, esta pieza en Casio no se ve afectada por los cambios de temperatura, ni por el calor, al contrario que el metal, que sufre dilatación. Es también resistente a los rayos ultravioleta, con lo que tampoco se decolora, soportando mejor el envejecimiento.

Otra de las ventajas de estos modelos de Casio es que carecen de segundero analógico, ya que recurren al digital, por lo que no lo necesitan. Gracias a ello se prescinde de más maquinaria en movimiento y, por lo tanto, más robusto es el reloj. Lo mismo podríamos decir sobre el calendario, frente a los relojes que poseen calendarios analógicos que tienen que desplazarse cada día.



Detalle de la arandela de unión en material no-metálico que une las agujas con el fondo y evita que éstas se dañen, posibilitando un deslizamiento en todo el recorrido de las manecillas. A diferencia de otras soluciones, en Casio esta pieza es libre de mantenimiento y en la práctica es virtualmente neutral ante las variaciones ambientales.

Todo esto hace que el movimiento analógico pueda realizarse con un sólo motor, haciendo no sólo al reloj menos endeble, sino logrando que aproveche mejor la energía de la pila (conviene no olvidar que algunos modelos de Edifice, por ejemplo, llegan a tener hasta cinco motores eléctricos).

Los relojes con este tipo de mecanismos son todos los Outgear y Collection ana-digi con pilas de diez años de duración. Los modelos MTP y variantes analógicas poseen movimientos Miyota y, por lo tanto, llevan otro sistema.




Sistema de ensamblado en un modelo no-Casio y disposición de sus elementos móviles.

En resumen: los movimientos ana-digi de Casio son, por lo tanto, de los más robustos en la actualidad (a excepción de G-Shock, obviamente), libres de mantenimiento y muy fiables. Gracias a ello podemos disfrutar de un reloj analógico sin temor a su obvia mayor fragilidad que los digitales, sabiendo que en su construcción tenemos garantizada una durabilidad sin igual, y una fiabilidad incomparable en su gama.


| Redacción: Zona Casio

8 comentarios:

  1. ¡¡¡Fantástico artículo!!!. paso a grabarlo en "mis documentos de relojes".

    Interesantísimo, didáctico, útil, curioso, educativo, bonito, entretenido...

    ¡Enhorabuena!, Gran artículo, en el que tampoco habéis escatimado fotografías para acompañar y facilitar la comprensión del texto.

    ResponderEliminar
  2. Muy buen reportaje. Hay muy poca información sobre este tipo de movimientos, y hay muchas cosas que desconocemos. Se agradecen de vez encuando estos análisis.

    ResponderEliminar
  3. excelente! hace años que poseo un anadigi básico, un aw49 regalo de mi novia, excelente reloj sin una pega la verdad.

    ResponderEliminar
  4. Hola zonacasio y demás lectores del blog:

    He leído este reportaje con muchísima atención (y la gran mayoría de las publicaciones de este blog) y tengo una duda que ojalá alguien me pueda disipar.

    Me gustaría obtener un modelo Casio Edifice 121d (ana digi) de hace ya unos añitos.

    http://www.findfindfound.com/hk/EFA121D-1A/EFA121D-1A-x.jpg

    Quiere esto decir que "calza" módulo Casio en su interior como los modelos que aparecen en este reportaje?
    (algo que me encantaría que fuese así) ;)

    En la entrada se resalta en los modulos ana-digi "los Outgear y Collection ana-digi con pilas de diez años de duración" pero no "ana digi" de Edifice.

    Mira que he buscado en google y páginas de todo tipo y no encuentro una confirmación firme. (Salvo los consabidos módulos Miyota en muchos analógicos)

    A ver si alguien me puede ayudar.

    Sea como sea, enhorabuena por este blog, es impresionante y he aprendido muchísimo.

    Felicidades! ;)

    ResponderEliminar
  5. Hola Klaus Martin. El EFA-121 monta el mismo módulo que el EFA-120 (aunque el reloj sea diferente, la circuitería es la misma). De hecho, y aunque cada vez se dé menos esta circunstancia, Casio compartía módulos antiguamente de manera bastante habitual entre Edifice y Outgear, aunque ahora principalmente se centran en Edifice.

    Como bien dices la mayoría de los movimientos analógicos de Edifice no son de Casio, sino de Citizen, pero esto ocurre también en todas sus otras gamas. De hecho muchos EFA se venden también como Poptone (EFA-124 y LCF-20, sin ir más lejos), esto da una idea del batiburrillo que te puedes encontrar en estos movimientos. El EFA-121 es un módulo de Casio, está basado en el que montan algunos Outgear, como el AQF-100 y AQF-101. Ahora bien, no es el mismo del que hablamos aquí, entre otras razones éstos disponen de tecnología Active Dial, iluminación EL, horario mundial... No puedo decirte si internamente poseen la misma filosofía y cuentan con parecidas piezas (para confirmar ese extremo habría que desarmarlos, y no he tenido la oportunidad de hacerlo), pero sin lugar a dudas es un gran reloj y su calidad es incuestionable. El módulo con sensor en el que se basan lleva ya muchos años en el mercado, y su fiabilidad está fuera de toda duda.

    ResponderEliminar
  6. Hola ZonaCasio!.

    Muchísimas gracias por la valiosa información y por la rápidez en la contestación!.
    Ya me hago una idea mucho más clara que pasa con esos modelos Edifice un pelín "extraños" antes mis ojos ;)

    Son pequeñas evoluciones en exterior y que, en principio (en el EFA-121) tienen similitudes como los módulos de los relojes que citaste (AQF-100 , AQF-11).

    No es que tenga ningún problema con los módulos en analógico Citizen/Miyota de Casio (más bien, todo lo contrario, me parece un acierto de la marca), si no que, después de adquirir un par de relojes analógicos Casio, me gustaría tener un Ana-Digi Edifice con "tripas" 100% Casio.

    (logicamente tal y como dices, no sabemos si el EFA-121 "calzan" modulos igualitos igualitos)
    Habría que desarmarlos....pero ya se gracias a este blog, que Casio trabaja activamente en la parte "digital" de sus modelos.

    Sin más, muchísimas gracias por la contestación en concreto y con el blog en general. Donde cai de casualidad hace un tiempo y se aprenden cosas realmente sorprendentes.

    Un saludo!.

    ResponderEliminar

Última entrada

G-Shock rompe el record Guinnes de resistencia

Como una forma de demostrar (por si alguien lo dudaba) que los G-Shock son los relojes más duros del mundo, la marca japonesa ha decidido e...