26/11/18

Gaceta W-59: ¿Pulsadores rectos, o pulsadores ladeados?


Podríamos clasificar los relojes digitales de Casio de varias formas, pero una de ellas y, sin duda, una de las más curiosas, es por la orientación que poseen sus pulsadores en los modelos de resina o metal. Así, podemos encontrar relojes con los pulsadores inclinados, o desviados hacia las esquinas. Un ejemplo de este tipo de pulsadores sería el Casio W-202 que, gracias a sus bordes muy despejados, se aprecia muy bien esta particularidad (aunque haya modelos que también lo tengan y se aprecie menos, como el AE-1200).

Por otra parte, podemos encontrar pulsadores rectos, o dispuestos en ángulo recto desde el lateral del reloj hacia el exterior formando un ángulo casi perfecto de 45º respecto al plano de la caja. Éste es el caso del W-59.




Los pulsadores inclinados hacen más cómodo el reloj, sobre todo cuando operamos los pulsadores más cercanos a nosotros y menos en la cara exterior del mismo. Sin embargo requieren que el diseño de la caja sea específico y tenga los bordes inclinados porque, de lo contrario, el vástago del reloj no incidirá directamente sobre el interruptor del módulo, o sobre la pestaña metálica que debe hacer contacto con la placa en donde está el circuito electrónico.

Los modelos con pulsadores "ladeados" a veces tienden a obligarnos a pulsarlos con el canto del pulsador. No es grave, pero si realizamos ese movimiento repetidas veces podemos correr el riesgo de que el alojamiento del pulsador llegue a coger cierta holgura o, al menos, debilitar o envejecer prematuramente una parte interna más que la otra, algo que cobra importancia en las cajas de resina.


Los pulsadores rectos, sin embargo, nos facilitan el presionar el pulsador sobre toda su superficie, favoreciendo así su longevidad.

En cuanto a su mantenimiento, apenas hay diferencia y suele ser similar, salvo en el caso en que los pulsadores ladeados estén con parte oculta en el borde de la caja, en donde nos puede resultar más complicado, entonces, su manipulación de cara a extraerlos y volver a colocarlos.


En líneas generales, por lo tanto, cada tipo y elección de pulsador tiene sus pros y sus contras, y aunque en ergonomía los pulsadores en diagonal pueden tener ciertas ventajas o ser más cómodos, en la práctica, y teniendo en cuenta que en la mayoría de relojes no tienen por qué pulsarse constantemente, ambos diseños son bastante valiosos, no olvidemos que es un diseño que se mantiene invariable desde hace muchos años, ya desde los primeros relojes de cuarzo, y ello es una buena muestra de su utilidad y confiabilidad.

Personalmente, quizá por costumbre, los pulsadores rectos me parecen no solo estéticamente más agradables, sino más genuinos, más útiles, para una caja cuadrada. Los inclinados serían más lógicos en una caja redonda, o con extremos curvados.


| Redacción: ZonaCasio.com / ZonaCasio.blogspot.com

3 comentarios:

  1. Sois capaces de sacarle punta a todo. La verdad que ahora que lo pienso, me son más cómodos los pulsadores inclinados. Molestan menos, aunque hasta que lo habéis dicho no era consciente.

    ResponderEliminar
  2. Pedro L26.11.18

    Hola.
    Yo pensaba que los pulsadores inclinados eran sinonimo de durabilidad y resistencia,por el motivo que en caso de impacto o golpe la presión ejercia menos daño que en los pulsadores rectos.
    Ahora mismo llevo puesto un Dw260,y son en diagonal,como muchos modelos de antaño,y al ser así creía firmemente en esta posibilidad.
    Saludos!!

    ResponderEliminar
  3. Los relojes con los botones ladeados son más Vintage, tienen un aire más Retro, pero a efectos prácticos no veo gran diferencia, por ejemplo una de las cosas que más me gustan del diseño del nuevo Casio W-218H es la botonera ladeada tan fantástica, un gran reloj.

    ResponderEliminar