13/6/18

Shock the Radio: Five Series #10


Five Series: G-Shock en formato pequeño.

Droid-. Muy buenas a todos y bienvenidos una edición más aquí a estas Five Series, en Shock the Radio. Os saluda Droid, y en esta ocasión vamos a tratar por supuesto sobre algo que tiene que ver con G-Shock, y que tiene que ver tanto con los modelos antiguos, como con los modernos. Nos referimos a los G-Shock de caja pequeña, que ya empezaron con las Five Series, fue un intento en el DW-500, y que no tardarían en repetir. Los G-Shock, como comentábamos en alguna ocasión, eran considerados en los años ochenta como relojes grandes. Era, además, algo inverosímil que un reloj estuviera recubierto por una pieza de goma, que era lo que en el famoso equipo de desarrollo del "Project Team Tough" habían ideado. Como cuenta la leyenda -y puede que sea cierto- Kikuo Ibe, uno de los ingenieros, vio cómo una niña jugaba en el parque con una pelota y se imaginó un módulo de Casio metido dentro de una pelota de goma para amortiguar los golpes. Y fue así cómo nació el bisel, el famoso bisel que es la pieza que a muchos de los clientes de G-Shock les trae de cabeza, porque es la pieza que una vez que se destruye, porque es de goma blanda, relativamente blanda para amortiguar los golpes, no es duradera, es una de las primeras cosas que se suele tener que cambiar. Y como Casio no suele fabricar ese tipo de recambios, y cuando lo hace son muy caros, como consecuencia nos quedamos con un reloj sin una parte esencial de su protección. Y por eso mismo eran modelos, como estamos contando, para las muñecas de los japoneses medios eran grandes, estorbaban... Imaginaros los G-Shock de ahora, que suelen ser mucho más grandes en tamaño de los primeros Five Series, de los DW-5000 y demás.

Pues de esto vamos a hablar, de los modelos pequeños de G-Shock. Bienvenido Guti.

Guti-. Buena temática Droid. Un saludo a todos, y por supuesto para ti también. ¿Vamos a relojear?

Espero que algún día nos expliques de dónde sacas unas temáticas tan originales para el programa. Me tienes intrigado...

... Pues me imagino que técnicamente, o por diseño si queremos, un G-Shock debe ser voluminoso. Las diferentes capas de protección causan que inevitablemente sean más grandes de lo normal. Si nos atenemos a la historia que cuenta Ibe, que algo de verdad tendrán, ya lograron mucho reduciéndolo del tamaño de una pelota de tenis (bueno, el dice beisbol creo) hasta el de un DW-5000.

Por supuesto el problema de las piezas de recambio está muy presente. Es algo que en Casio nunca han intentado solventar, o si lo han hecho, no han tenido éxito.

La situación actual es bien distinta. Los G-Shock no son grandes porque su estructura o su tecnología lo requiera. Es por moda o tendencia. Incluso Casio G-Shock tan completos como un GW-9400 podrían tener unas dimensiones más contenidas.




Droid-. Antes de meternos en harina, me gustaría hacer mención al término, ya que contábamos un poco por alto la historia de G-Shock. Se dice que la palabra "G-Shock" es debido a "Gravity Shock", siendo la "G" bueno... Muy larga para ponerla entera. A mí me resulta muy extraño que esa denominación o ese término haya surgido así, sin más, sobre todo sabiendo que en aquella época los grandes rivales japoneses de Casio eran firmas como Seiko o Citizen (también ahora, no es que haya cambiado demasiado la cosa). La cercanía con el término "parashock" de Citizen, que ésta usaba en sus analógicos, es indudable, ¿coincides conmigo al pensar que G-Shock es una denominación que Casio tomó inspirándose claramente en "Para-Shock" de Citizen?

Guti-. Buen apunte. Para-Shock era la denominación que usaba Citizen, y también algunas de sus filiales, como la india HMT. Seiko usaba Dia-Shock.

En realidad son denominaciones de origen suizo, los relojes mecánicos en el momento de incorporar una protección en los ejes ante los golpes, lo llamaron Shock Proof, o sea a prueba de golpes o choques. Sin ir más lejos, ETA los llama Etachoc e Incabloc. Son protecciones que evitan que ante un golpe brusco el reloj deje de funcionar. Muchas esferas lo mencionaban como antichoc.


En G-Shock, la construcción va mucho más allá. No se trata de un golpe como el que resultaría de golpear una pelota de tenis con una raqueta. Una deceleración más o menos brusca que dañaría un reloj mecánico sin protección, sino de resistir caídas desde 10 metros de altura. Pero el término "Shock", ya estaba popularizado, así que optaron por añadir esa "G", indicando que resistía la fuera de la gravedad en una caída.

Un término acertado y reconocido, porque si bien no todos recordaremos que en Barcelona la fuerza de la gravedad es de 9,8 m/s2, a la gran mayoría nos sonará aquello de 1G, o de las "fuerzas G".


Droid-. Con el fin de atraer a más público, e intentar venderles los G-Shock que inicialmente se vendían bastante mal -un reloj grande, y que encima había que ir cambiándole piezas, y cuya correa no era estándar, y además era caro, no tenía muchos atractivos para la mayoría de la gente, todo hay que decirlo-, redujeron su tamaño, un tamaño tipo junior -que se vendía también como G-Shock para niños, un G-Shock para los más pequeños-, que tampoco es que tuviera mucho éxito.

Se está pidiendo constantemente a Casio, y a G-Shock en particular, que reduzca el tamaño de sus cajas, que no las aumente tanto porque además ahora con las famosas "big case", las cajas de tamaño grande, hay que tener una muñeca casi de orangután para llevar un G-Shock. Aunque esta es una demanda real y existe, resulta irónico y un tanto llamativo que sin embargo cuando G-Shock hizo eso, cuando lanzó sus modelos pequeños, tanto los G-Shock Mini como los Baby-G o los S Series, nunca haya tenido demasiado éxito. ¿No te parece raro?

Guti-. Es verdad. Hemos llegado a un punto en el que la gran mayoría de relojes Casio G-Shock, no se pueden usar a diario. Los "big case", como un GD-X6900 son imposibles de llevar, no ya con una camisa, sino con muchos polos de manga larga. El reloj acaba saliéndose del puño, y en invierno, incluso del abrigo.

Es algo triste. Alguien compra un G-Shock, un reloj que le gusta, y no puede disfrutarlo cada día. Pensemos que son minoría los que compran G-Shock siendo coleccionistas de la marca o entusiastas de los relojes. Muchos lo compran porque es un reloj que sirve para todo. Gimnasio, piscina, campo, oficina...


Comercialmente nunca han sido demasiado populares estas versiones "reduced", con la excepción de Baby-G. Si nos fijamos, la clave de Baby-G fue adaptarse a los gustos de su perfil de público. Chicas y mujeres que buscaban colores e informalidad. Que además estaban predispuestas a comprar un reloj digital después de todo el éxito de los Casio Collection old-school de resina pintada (A158, A159, ...).

Las S-Series y los Mini nunca llegaron a eso. No se adaptaban a los gustos de nadie. Eran unisex, lo que quiere decir que valían para ambos sexos, pero sin reforzar ninguna de las necesidades de ambos. Probablemente un hombre buscase un reloj compacto, en color negro y con muchas funciones. Las mujeres valorarían más el colorido y la simplicidad de la esfera. Era imposible satisfacer a todos con esas series.


Droid-. Contábamos un poco la historia con el DW-500 de 1988, pero después de él llegaron los modelos de G-Shock asequibles, baratos, con módulos que heredaban del F-91, o de los W-59 etc., es decir, con módulos de las gamas más bajas, que son los G-Shock "de la centena", los que les falta "un cero" en su denominación, que es de tres números, como por ejemplo los DW-630, los cuales eran modelos muy asequibles, pero al llevar la misma personalización que el resto de G-Shock y al no poder montarse correas estándar, y encima requerir biseles, pues una vez desgastadas estas piezas es muy difícil adquirir nuevas, de manera que pocos relojes de esos han sobrevivido a lo largo del tiempo.

Ese tipo de modelos, insisto, no triunfaron, aun a pesar de su simplicidad, ¿verdad? Un G-Shock "mini", con un tamaño pequeño, y encima con un módulo de los Collection más baratos, son una auténtica rareza, ¿te parece algo impensable que hoy en día G-Shock lance un modelo con un módulo barato de Collection?

Guti-. Personalmente preferiría justo lo contrario. Algo que también ocurría antes. Módulos de relojes de gamas más caras, ya fueran G-Shock o HD, pero que acababan llegando a los básicos de Collection.

Honestamente con los precios que nos pide Casio hoy día por un G-Shock, no es justificable que monten un módulo tipo W-59. Otra cosa sería un HD como decía, o si quisieran, pues un G-Shock digital de 50€. Entonces tal vez tuvieran demanda. Un reloj duro y resistente, que al dañarse simplemente se reemplazaría por otro.

Mi visión sin embargo es distinta. Me gustaría un G-Shock básico, con el módulo del DW-D5600P, con las lineas clásicas de la Serie 5, y que cuando hubiera que cambiar el bisel o la correa, estos costasen 5€.

Hablamos de piezas de resina (PUR), con un coste de fabricación muy barato. Ofrecer recambios económicos y accesibles haría que hubiera más G-Shock en la calle. Que volvieran a correr esas historias de relojes Casio con más de 20 años. Causarían que la opinión de la gente sobre la Casio al completo, fuera de relojes duraderos. Relojes que recomendarían.


Droid-. Si seguimos avanzando en el tiempo G-Shock se vio en la necesidad de dar un paso más y decidió intentar enfocar estos modelos pequeños a un público femenino, y parece que fue ahí donde más caló, con Baby-G surgiendo a mediados de los noventa los cuales fueron de los primeros G-Shock de tamaño pequeño que empezaron a triunfar, y consiguió que Casio ofreciera en esa gama, en esa serie, modelos muy variados y coloridos. Creo que en parte triunfaron por su tamaño, obviamente, pero en parte triunfaron también porque hicieron algo que no habían hecho hasta entonces: que era ofrecer una gran variedad, lo cual hizo que hubiera muchas clientes interesadas en ellos. ¿La variedad pudo en efecto ser uno de los grandes aciertos que hizo sobrevivir a Baby-G?

Guti-. Pienso que sí. Hubo una amplia variedad casi desde el principio, pero creo que Casio no esperaba ese éxito. Como casi todo lo que hacen, van como un poco a la deriva. No es que no me alegre de ello, pero debería haber sido intencionado.

Me pongo en la mente de una cliente que compre un Baby-G. Si queda contenta con ese reloj, repetirá compra, y adquirirá otro en un color diferente que combine con su ropa. Lo que ahora llaman el "outfit", y que no es más que la vestimenta de toda la vida.


Droid-. Hace unos años Casio decidió volver otra vez a intentar reducir cajas con los G-Shock Mini, unisex o G-Shock más pequeños, con modelos muy bonitos y además muy atractivos, con módulos específicamente creados para ellos que eran muy resultones. Sin embargo no triunfaron.

Una de las razones de su poco éxito pudo ser debido a la poca implicación de la marca con esta gama, ofreciendo muy pocas variantes y dándole muy poca difusión, lo que recortó bastante la oferta y con ello la demanda también se redujo. ¿Qué piensas de los G-Shock Mini? ¿Te resultaban atractivos?

Guti-. No me resultaron atractivos. Tal vez porque como bien dices, Casio no fue capaz de explicar sus ventajas. Ni siquiera tenía claro quiénes serían su público (o target). Además es que G-Shock, tiene un defecto de diseño que cada vez es más notorio. Son esferas cada vez peor aprovechadas. Tal vez ellos lo justifican como que esas divisiones pretenden reforzar la estructura del reloj, pero no es así, recordad que el DW-5000C, tiene un LCD diáfano, limpio y bien aprovechado.

A donde quiero llegar es que si desarrollas un reloj de menor tamaño, pero no aprovechas al máximo su espacio para la información, entonces estás reduciendo tamaño a costa de perder prestaciones. Como yo lo veo, un DW-5600E tiene el tamaño correcto para hombres adultos. Incluso asiáticos. No es necesario reducirlo más. Sería suficiente con no incrementarlo.

Empezabas hablando de Kikuo Ibe, japonés y de muñeca pequeña. Él siempre lleva un serie 5, y le queda muy bien.

Otra cosa sería que quisieran hacer modelos para adolescentes o niños. En ese caso sería distinto, pese a que son un tipo de público a los que no les importa que el reloj sea grande comparado con el tamaño de su muñeca. Lo que digo es que no veo que haya que complicarse tanto reduciendo tamaño de cajas.


Droid-. Tras la desaparición de G-Shock Mini decidieron intentarlo de nuevo, y no hace mucho vimos aparecer las S Series que tenemos en la actualidad. Se trata de modelos bastante parecidos a los G-Shock Mini, y aunque continúan siendo bastante unisex están más enfocados ahora a un público femenino, con muchos brillos y colores en el LCD, etc. Han insistido en ellas, siguen ofreciéndolas, sobre todo en Estados Unidos -en Europa no están demasiado introducidas ni son muy difundidas, aunque por lo menos han venido, no así los G-Shock Mini, desgraciadamente-, en un intento más de G-Shock de ofrecer relojes en tamaño compacto, pequeño.

El mayor defecto que pienso tienen es que siguen limitando bastante la oferta, siguen ofreciendo pocas variantes, además se centran demasiado en modelos analógicos, y encima son módulos que ofrecen pilas de una duración muy limitada, lo que les quita parte de su atractivo. ¿Opinas lo mismo sobre estos defectos de las S Series? ¿Crees que tienen algún defecto más?

Guti-. Si, opino lo mismo. G-Shock Mini y S-Series no se lo que pretenden. Vale, hablas del público femenino. Pero ellas ya tienen Baby-G. Entonces ¿por qué compliarles la decisión de compra haciendo que elijan entre Baby-G, Mini o S?

Es algo bastante forzado, pero quizás G-Young para chicos y chicas adolescentes o hasta niños. Usuarios que ahora suelen comprar W-735 y similares. A eso me refiero a tamaños normales como el W-735.


Droid-. Y ya para terminar con los G-Shock compactos, los G-Shock pequeños se ha intentado que fueran atractivos para niños, aunque la verdad yo por lo general veo muy pocos niños con G-Shock, ¿piensas, Guti, que puede tener un futuro, o una oportunidad al menos G-Shock en los más pequeños? ¿Ves a niños pequeños con G-Shock? Yo no me imagino un niño con un Master of G, no porque no pueda usarlo obviamente, que pueden hacerlo perfectamente, pero me parece demasiado molesto para los niños. ¿Piensas que puede tener G-Shock un futuro con los más pequeños? Sería una oportunidad, ¿verdad?, al menos para que de mayores se conviertan en un público fiel de la marca.

Guti-. Son atractivos sí, pero no lo suficiente. Tienen el mismo precio que sus hermanos mayores, y suelen perder prestaciones. Comparativamente son más caros, y cuando la compra la hace un padre o un familiar, el precio importa. Es como si vendes bicis para niños que son más caras que las de adultos. Venderían pocas.

Tampoco ofrecen un catálogo intermedio. Ponía el ejemplo del W-735, un reloj que es más que suficiente para la mayoría, y que podemos comprar por 30€. Un G-Young basado en ese y con cristal mineral a 50€, pues tendría éxito. A 100€, no lo tendría, para eso compran un DW-5600.

Hay una pregunta que en Casio nunca se hacen. Si a cualquier empleado de Casio, operario o directivo le preguntasen si compraría un reloj así para su hijo, ¿qué dirían? Estoy seguro que la respuesta sería negativa, dirían que no. Ese es el problema, no se cuestionan las cosas y no tienen claro lo que necesita ese tipo de público.

Droid-. Pues muchas gracias, Guti, por habernos acompañado de nuevo; encantado de haber compartido este rato contigo y con nuestros seguidores, espero que el tema les haya resultado sumamente interesante.

Guti-. Lo mismo digo. Siempre me tratas muy bien aquí en tu "Shock the Radio" y es un placer relojear. Un saludo a todos nuestros seguidores y ¡hasta pronto!


| Redacción: ZonaCasio.com / ZonaCasio.blogspot.com

No hay comentarios:

Publicar un comentario