Casio no nos ha abandonado


Hace unos días, con ocasión del podcast, tuve la ocasión de conversar durante un buen rato con Casio España, en concreto con David, siempre ameno y cordial y con quien mantuve una enriquecedora charla donde me explicó bastantes cosas y, también, me dio algún rapapolvo (críticas constructivas, que por supuesto agradezco: se aprende más con una crítica que con una alabanza, y estoy muy harto de los halagos), entre otras cuestiones por no dar más espacio y valor a sus líneas de productos estrella. También es verdad que no traemos esa clase de relojes aquí ni podemos hacer hincapié en sus bondades porque, simplemente, no podemos acceder a ellos. Para nosotros habría sido un gran placer haberle dedicado unos especiales o, al menos, algunas pruebas a sus modelos "top de gama", los Frogman, los Mudmaster o los mismos Gulfmaster. Qué más quisiéramos. Pero si en su lugar nos centramos en modelos más asequibles es simplemente porque podemos tenerlos en mano, como los últimos F-91 (gracias en este caso a RelojesDeModa, a los cuales no me cansaré de agradecerles lo mucho que hacen -y han hecho- por este blog).

Resulta cuanto menos lamentable que otros medios más genéricos, que pocas veces (o ninguna) aplauden a Casio ni les siguen, hayan sido de los primeros en España en tener unidades del GWF-D1000 y nosotros no. Conste que esto no es ninguna crítica, sé que no es culpa de Casio España el que las cosas sean así, pero no voy a alabar un modelo, o defenderlo, "per se", simplemente porque sea una gama cara o elitista de producto.




Supongo que a Casio España le convendría (cómo no) que dedicásemos aquí más espacio a sus Premium, a mí también me gustaría, pero no es culpa nuestra que cada mes no podamos adquirirles un modelo de mil euros. No funcionan así las cosas y no creo que haya ningún medio (incluso revistas con poderosas editoriales detrás) capaz de hacer semejante desembolso económico.

En cualquier caso no era eso de lo que quería hablar aquí, sino que, acertadamente, David me decía que Casio tiene muchas líneas de productos, muy variadas y, encima (y en eso tiene toda la razón) con una gama tan inmensa que no hay ninguna otra marca que ofrezca tanto. Por eso me decía que no debíamos preocuparnos en que nuestros modelos retro, o las marcas más humildes, fuesen a desaparecer, porque no iba a ser así ni en Casio contemplaban de ningún modo esa posibilidad.


Claro que -me aclaraba- Casio, y más concretamente su división de relojes, debía de diversificarse y cubrir más campos (Premium, smarwatches, analógicos...), y me contaba algo que se me quedó clavado, porque es lapidario y resume muy bien la filosofía de Casio en estos últimos años: me decía que si hubieran seguido en su nicho de productos tal vez hubiesen ya desaparecido, como ha ocurrido con otras marcas, como han desaparecido los bazares y tiendas de productos electrónicos de barrio (en alguna otra publicación lo expliqué, por cierto) de los años ochenta. Lo cual es totalmente cierto, porque lo hemos visto e, incluso, muchos vivido. De manera que si Casio ha logrado sobrevivir es gracias, en gran medida, a esa estrategia de marketing y de líneas de productos que a veces nos cuesta tanto entender.

Pero me aseguró, insisto, que los humildes y asequibles Casio de siempre no iban ni mucho menos a desaparecer. Un ejemplo de eso lo tenemos muy reciente, con la aparición de nuevas versiones para los F-91, las F-91WM, que desde Casio han decidido revitalizar, o con el reciente anuncio del relanzamiento de una de las más prácticas versiones de los B640, el modelo con display en positivo B640WB-1A.


La verdad es que tengo que agradecerle a Casio España (a David, en concreto) que se preocupe tanto por nosotros, "los clientes de siempre", y el que siempre permanezca atento a nuestras demandas y solicitudes, aunque desde el relativamente pequeño mercado ibérico no puedan hacer tampoco demasiado.

Por de pronto, la llegada de los novísimos y soberbios AE-3000 y SGW-600, además de los Waveceptor WV-M60, nos deja bastante satisfechos y nos mantiene en la esperanza de que, en el fondo, Casio sigue siendo la marca que siempre fue, la que siempre quisimos. La que nos gusta. Tal vez otras líneas de sus productos sean más difíciles de entender para algunos, pero lo hacen por necesidad, porque el mercado lo quiere, porque la gente lo demanda y, ante eso, poco o nada se puede objetar. Lo hacen por su bien, que es también el nuestro: el de todos sus clientes y consumidores.


| Redacción: ZonaCasio.com

5 comentarios:

  1. Ya se comento en su día, que gracias a los que compraban los relojes Casio analógicos en su momento “años 90´” y a los que actualmente adquieren relojes de gama alta Casio como los Premium, podemos disfrutar actualmente de los Collection, sin embargo no es menos cierto que estos últimos 3 años Casio ha tenido un perfil bajo sobre los relojes digitales Casio Collection, esperemos que vuelvan a despegar los digitales Collection como en el pasado y que a su vez vendan infinidad de relojes Premium y así estaremos todos ontentos.

    ResponderEliminar
  2. Exacto Apolino, porque sino lo hacen en Casio lo van a hacer en otras marcas, como Nixon, que acaban de sacar su nuevo digital por 125$ y es todo de metal, algo que inexplicablemente aún no ofrecen en Casio.

    ResponderEliminar
  3. Mi opinión personal es más excéptica. Aunque agradezco la buena voluntad de Casio España, creo que están demasiado atados a Japón. Sin apenas libertad de movimientos. Que no descataloguen el F-91W, no es apoyar la linea básica de digitales. Simplemente es no matarla.

    Apoyarla, sería que la marca, sacara digitales revolucionarios y de calidad como antaño. Verdaderas novedades, como hacen con los premium. Lo comentamos muchos aquí hasta cansarnos: cajas de acero, titanio, cristales minerales o de zafiro, LCD dotmatrix, ...

    La foto del Casio AE-1000 con la smartband al lado, creo que dice mucho de lo que demandan los usuarios.

    ResponderEliminar
  4. Este comentario ha sido eliminado por el autor.

    ResponderEliminar
  5. De acuerdo en parte con Guti, aprecio el nuevo F-91WM en lo que es, pero veo con muy buenos ojos los AE-3000 y SGW-600, si bien no son productos revolucionarios son una apuesta clara en la dirección digital, que yo espero, con el tiempo, derive en ese titanio solar con zafiro y dot matrix...

    Y hombre WR_100, no sé si a priori me querría gastar 1000€ en un Casio, desde luego no en un Frogman, y tampoco quiero nada analógico, pero todo sería ver el reloj final y a qué niveles de CRI me llevaría eso,

    ResponderEliminar

Última entrada

Un día por Singapur con un smartwatch de Casio

Nuevo vídeo desde Casio Japón, ahora mostrándonos lo que nos puede aportar uno de sus últimos smartwatches, el WSD-F20 de Pro-Trek. A pesar...