Esto es lo que deberían hacer en Casio más a menudo (o: gracias, Casio, segunda parte)


En el año 2009 Casio decidió hacer algo genial: relanzar uno de sus relojes de los años ochenta. De hecho, lo definió como una reinterpretación de aquél, una reedición totalmente fiel al original (reproducción del original Data Bank de los ochenta, lo llamaron), incluyendo un módulo idéntico, y gracias a esa actualización ese modelo es todavía hoy bastante fácil de encontrar. Se trataba del DB-520, aparecido sólo dos años después que G-Shock, en 1985 con el módulo 675 (un número de módulo que nos indica claramente la antigüedad del modelo). Lo mejor es que a su soberbio y completísimo módulo (uno de los mejores de Data Bank) Casio no le hizo nada, lo único que hizo en 2009 fue desempolvar el molde para volver a producirlo y, en lugar de utilizar una variación en caja de resina pintada como algunas alternativas actuales, lo hizo solamente fabricándolo en cromado (no chapado). Además, al presentar la reproducción en dorado (el DB-520GA-1), aprovechó ¡y lanzó también el modelo plateado, el DB-520A-1A!

Hace poco decidí acudir a este reloj por causas muy importantes y personales. Como muchos sabéis, llevo conmigo una pulsera de silicona con el nombre de mi hermana, que me ha estado acompañando durante mucho tiempo. Pero el otro día, al quitármela, se rompió. Estuve buscando alternativas asequibles para acabar descubriendo que no hay muchas. Me gustaban estas pulseras de eventos, algunas bastante atractivas y que puedes personalizar con el texto que desees. Esas pulseras son muy baratas por unidad, pero como no se pueden solicitar menos de ciertas cantidades (en torno a cien, como mínimo), resulta que me salían bastante caras.




Entonces pensé: "si llevo reloj siempre, ¿por qué no aprovecho el reloj?". Y es que recordé que muchos Data Bank, e incluso algunos modelos con función "memo" como el imponente G-7800 de G-Shock, te dan la posibilidad de poner un mensaje en la pantalla principal de manera que, cuando veas la hora, ves también el mensaje. Es, por así decirlo, lo más parecido a tener una "pulsera digital", un dispositivo en el que no veas solamente la hora, sino que puedas ponerle un mensaje. En este caso yo quería poner el nombre de mi hermana, que tanto tiempo había llevado conmigo en la pulsera de mi muñeca. El problema es que los Data Bank ahora mismo están muy abandonados en Casio, y modelos con esta función ya apenas puedes encontrar en la marca nipona. Sin embargo el DB-520 es uno de los poquísimos que tiene que sí posee esta función, aparte de otras muchas que a todos los aficionados a Casio nos gustan tanto: temporizador con repetición, hora en todo los modos, y la exótica (por rara en Casio) aviso de pila baja.

Tal vez lo que más me echaba para atrás en el DB-520 fuese su pila, con una autonomía de solo dos años, o sus pulsadores, que no se pueden silenciar. Bueno, a esto último podía acostumbrarme (me pasé muchos años con Casio con pulsadores que no se les quita el sonido), y sobre la pila, conociendo a Casio seguramente la pudiera estirar hasta los tres años sin problema, tiempo justo que podía aprovechar para aceitar juntas y hacerle una revisión general al reloj.


Otro de mis caballos de batalla con los relojes de Casio son sus horarios mundiales. Ya sabéis que los odio. Pero el módulo 675 tiene una particularidad que seguramente muchos ya no recordéis de los Casio antiguos: su horario mundial era independiente totalmente al horario principal. Mientras la mayoría de modelos de ahora que poseen horario mundial todo el reloj es dependiente de él (y en la hora principal trabajan el resto de horarios), en el DB-520 no ocurría eso. Su horario principal era autónomo (de hecho, no tiene ni DST, hay que personalizarlo manualmente, una virtud que me parece todo un acierto y por desgracia totalmente desconocida en los Casio de hoy), mientras que su pantalla de horario mundial sí ofrece función DST. De esta manera, te aprovechas de un horario mundial pero sin dejar las virtudes de poder disponer, si quisieras, de una segunda zona horaria. Fantástico, ¿verdad?

Otra de las magníficas virtudes de este reloj es el sonido de sus botones. No tiene nada que ver con el "tintineo" de muchos de los Casio de ahora. El sonido de sus pulsadores es más apagado, un sonido que me agrada enormemente, no es tan agudo ni molesto y, sin embargo, su alarma es bestial, de hecho me he despertado con ella porque la usé en alguna ocasión como despertador. Por supuesto, olvídate de funciones actuales como snooze o Illuminator, aunque en la actualización Casio aprovechó para retirarle la microbombilla del 675 original, y colocarle un LED, es el mismo LED verdoso que tenían los W-720 en su última época, que alumbra lo mínimo (Illuminator es una maravilla, reconozcámoslo) pero para una urgencia basta y sirve para ver al menos los dígitos de hora y minutos. Además, teniendo en cuenta que su pila es de solo un par de años de duración, mejor utilizar lo menos posible la iluminación.


El módulo está lleno de maravillas, de pequeños detalles que hacían tan grande a la Casio de antes: ambos pulsadores se pueden utilizar para incrementar o disminuir los contadores; las pantallas vuelven al modo inicial si alguna se ha modificado previamente y, lo que más me entusiasmaba de los Casio de siempre: tienes la señal de 24 horas en la pantalla siempre que tengas activado ese tipo de horario. Además, cosa extraña en los DB actuales, su temporizador sí posee función de repetición automática, un valioso añadido al que yo valoro muchísimo. El Casio DB-520 posee indicadores y mensajes por todos lados: indicador de baja carga de la pila, indicador de existencia de datos en la memoria libre, indicador de 24 horas... Eso no vuelve al reloj caótico, todo lo contrario: ofrece mucha información y, con ello, es un reloj que inspira una gran seguridad.

En cuanto a Data Bank, con nada menos que tres posibilidades de almacenamiento de datos (memo, teléfono y agenda) tenemos más que suficiente, además que cuenta con la función de asegurar los datos mediante claves y, por supuesto, con organización automática (alfabéticamente). Un dato interesante es que la memoria libre no comparte datos con el banco de datos, podemos usar hasta 23 caracteres en ella, los que nos dé la gana, y llevarlos a la pantalla principal. Eso no es todo, en lugar de presentar los datos con una zona dot-matrix con capacidad para tres caracteres, como están limitados los modelos Data Bank de hoy, el DB-520 tiene una zona dot-matrix que puede mostrar hasta seis caracteres a la vez, lo que permite que aparezcan con claridad mensajes enteros. Por supuesto, en caso de que la frase grabada sea más grande, también dispone de función de scroll. Casio tenía otras variantes con módulos parecidos, incluyendo modelos con caja de resina y con resistencia al agua de cincuenta metros, como los DB-55 o los DB-150, sin olvidar los curiosos (estos WR30) DB-31 y DB-310 con pilas de cinco años de duración. Es una auténtica pena que ninguno de ellos continúen hoy en producción.


El Casio DB-520 es una de esas reinterpretaciones (más bien cabría decir en este caso relanzamiento) de modelos antiguos que solían hacer en Casio antes (con el F-91, por ejemplo). El caso del DB-520 es especial, porque aunque Casio solían volver a fabricar productos antiguos pero que ya vendía (la versión invertida del A168, como uno de sus últimos ejemplos de lo que os cuento), no solían hacerlo "rescatando" un modelo del pasado y volviéndolo a producir, aunque también es verdad que el DB-520 estuvo muchos años en el mercado (e incluso con variantes más completas, como los DB-580 o los DB-560, hasta principios de este siglo).

En el DB-520 consigues lo que solías encontrar muchas veces en Casio: no solo un reloj, sino "un extra". Podía ser un juego, una musiquilla, un sensor... En este caso el reloj sirve de reloj y, para mí, de pulsera con el nombre de mi hermana, teniendo las dos cosas a la vez.


Aunque de aspecto retro, el reloj no es el que más me gusta de Casio (en Data Bank prefiero más diseños como el del DB-20/DB-200), de hecho hubo una temporada que no me atraía nada, pero mi cambio de actitud empezó a hacerse notable cuando descubrí el DB-1500. Es cierto que estéticamente -qué casualidades...- el DB-1500 no es muy distinto a este DB-520, pero ver que había un Data Bank con correa de cuero "de lo más normal" y estándar, y que así salía de fábrica, por lo poco visto me causó una sensación muy agradable. A partir de entonces empecé a ver estos DB-520 (y su nuevo hermano "pequeño", el DB-360) como lo que son: auténticos supervivientes en un mundo plagado de G-Shock, de smartwatches y de relojes analógicos de todo tipo. Un superviviente de un tipo de relojes que sólo en Casio puedes todavía encontrar, de momento al menos, porque ya se ha descatalogado.

Los fantásticos módulos Data-Bank parecen tener poco futuro en la Casio de hoy; en un mundo donde ya eso de almacenar datos en un reloj ha pasado hace muchos años de moda. Por desgracia, funciones antaño tan "suculentas" como la Memo con anotación libre son totalmente inéditas en los relojes de Casio de ahora. Sin embargo, hay gente -como un servidor- que aún necesitamos este tipo de relojes, les sacan provecho y los agradece enormemente. Espero que en Casio no se olviden nunca de personas como nosotros, y nos sigan teniendo en cuenta para, aunque sea con pocos modelos, seguir encontrando opciones dentro de su línea Data-Bank, la cual ojalá sigan apostando por ella durante muchos años más.




| Redacción: ZonaCasio.com

19 comentarios:

Apolino Apolinos dijo...

Bonito reloj el Casio DB-520 ¿Dónde lo has conseguido? a mí siempre me gusto, en los 80´se veía muchísimo este tipo de relojes junto con la versión de resina, era un clásico en las aulas de aquellos años, me alegro que todavía se sigan vendiendo junto con el DB-380, seguro que lo amortizarás bien y además siempre podrás ver el nombre de tu hermana.

Aquí se puede ver las diferencias con su versión Ochentera, DB-520 VS DB-380: http://zonacasio.blogspot.com.es/2012/06/casio-db-380-contra-su-hermano-gemelo.html

Bia Namaran dijo...

Lo conseguí en una de estas tienduchas de barrio, fue una suerte encontrarlo porque miré los precios de -los pocos- que quedan por Internet y menuda subida a la parra, se pasan tres pueblos (supongo que pedirán esos precios porque la gente paga esos precios, pero no lo entiendo: ¿en Casio no lo saben? ¿En Casio no lo ven? aunque bueno, para qué hablaré, mejor que en Casio no lo vean y sigan poniéndoles precios populares a estos relojes... o a los que piensen sacar similares). Aunque también es verdad que saber lo saben, por algo piden por los CA506 en orden a los 70 €.

El DB-520 era famoso por tener un módulo duro como una roca, confío en que en la reedición Casio lo haya mantenido tal cual era.

Respecto al Casio DB-380, aunque estéticamente se parecen mucho, no tiene nada que ver, el DB-380 tiene un módulo calcado al del DB-36 (creo que en ese sentido es mucho mejor el DB-36, aunque solo sea por su mayor resistencia al agua). Los DB-520 eran superiores y con más funciones, y hace años que dejaron de fabricarse (los fabricaban en Tailandia, nunca -que yo sepa- fueron fabricados en China, al contrario que los demás), pero dado que su relanzamiento no fue muy lejano -del 2009- todavía se pueden encontrar en stock en algunas tiendas. Ocurre un poco como con los W-720, seguirán en stock hasta que se acaben y luego será imposible dar con ellos. Además, al ser más desconocidos que el resto de los old-school y tener un precio algo más superior que los de resina, se vendieron muchos menos y eso ha hecho que hayan podido perdurar hasta nuestros días todavía en algunos escaparates.

Por otro lado, como el DB-380 es más reciente, hay gente que suele creer que son lo mismo y se van por el 380 cuando en realidad funcionalmente no se parecen en nada. Son todo un cúmulo de casualidades -por fortuna para mí, al menos- que han hecho que en algunos sitios se pueda todavía adquirir un 520.

Jokerblue dijo...

Que lástima que se ha perdido aquella idea de las "reinterpretaciones" o "reediciones". Aun siendo de resina cromada fué una idea genial que relanzó el boom de los casioadictos por todo el planeta. Bonita idea. Disfrútalo.

Bia Namaran dijo...

sí, gracias Jokerblue. Por desgracia de éste tampoco hubo nunca versiones en caja de metal, que hubiera sido lo ideal, estas cajas cromadas no soportan muy bien el paso del tiempo si lo usas todos los días, pero bueno eso no es importante, de hecho como ves reutilicé hasta la correa del w-720 que tenía :D

guti.bitacoras.com dijo...

La verdad que cuando pienso en aquellos databank, com amplias zonas dotmatrix, con día de la semana en diferentes idiomas, o con diferentes formatos de fecha, pensaba que en el futuro todos los relojes serían así. Es irónico que vayan a menos, con la de tecnología que tenemos.

RC dijo...

eso es algo que yo tampoco acabo de entender, Guti. Es cierto que ahora les ponen, por ejemplo, sensores V3 más compactos y eficientes, pero sin embargo les dejan una zona dotmatrix de dos letras para el dia dela semana, lo que es aún más incomprensible cuando ves que esos displays tienen espacio de sobra para ponerles más cosas

Miguel Angel Santelmo dijo...

Zona Casio, Jokerblue, Guti, necesito su ayuda para dilucidar algo que no entiendo. En internet están vendiendo un Casio G Shock con el cristal de un DW 5600E pero con modulo, caja de acero y bezel de un DW 5600C de tapa roscada. Los sorprendente es que todo calce a la perfección, cuando hay diferencias de tamaño entre ambos modelos con respecto a la pantalla y dígitos por ejemplo. Además que tiene la tapa de rosca de un dw 5700, aunque como sabemos esas tapas eran iguales.
El vendedor dice que lo compro original hace tiempo en una tienda Casio, tal cual está, pero me parece que miente.
Es alguien que ex profeso hizo un Frankenstein o se trata de un modelo de transición poco conocido, y si es un frankenstein como es que todo se ajusta a la perfección?
Aqui tienen el link

http://articulo.mercadolibre.com.ve/MLV-464768105-reloj-casio-modelo-viejo-original-_JM

Jokerblue dijo...

Hola Miguel, es un Franker en toda regla. Eso sí con mucho empeño. Así que todos mis respetos a quien ha montado la "maquina". Efectivamente yo creo que se trata de un 5700 con un cristal de 5600E. Si te fijas bien en la imagen frontal tiene una holgura de 1 mm +-.Holguras en G Shok son inaceptables ;)

Es una castaña de reloj, pero un entretenimiento para quien lo experimentó...que lo mismo ni es el que lo vende...

Espero haberte ayudado.

Miguel Angel Santelmo dijo...

Sí Guti, muchas gracias je je. Yo lo compre más que todo por curiosidad, por repuestos y porque me hace falta ese bezel gold original je je. Cuando me llegue les contaré.

Miguel Angel Santelmo dijo...

Perdón quise decir gracias Jokerblue

Franklin Morris dijo...

Hola Miguel... Vi que eres de Venezuela al igual que yo casio adicto y asiduo lector de este blog del cual siempre estoy pendiente y extrañado y con malestar cuando duran días sin colocar nuevas publicaciones como en este caso que llevan 3 días... Jeje. Me gustaría que nos colocaremos en contacto hermano... Y así compartir ideas y opiniones. Aquí mi numero. 04129567284 y mi movistar 04141417600 creo q hay más lectores de Venezuela asiduos al blog del que realmente uno sabe o piensa. Suerte conseguir menuda pieza en mercado libre jeje. También tengo mi cuenta donde compro y vendo con antigüedad y reputación. Mis saludos Miguel Angel.

María S. dijo...

Hola Franklin, así es, gracias. Anoto tu número.

María S. dijo...

Aquí está uno dorado nuevo en venta
http://articulo.mercadolibre.com.ve/MLV-467944854-reloj-casio-vintage-db-380g-1-_JM

Franklin Morris dijo...

Gracias Maria igualmente. Un placer. Con todo gusto puedes anotarlo. Identifícate al escribirme. Por ahora tengo solo el digitel, la otra semana ya tendré ambos q se me mojo el movistar y esta en reparación. Gracias por tu respuesta. Extrañado de ver una dama venezolana con la misma pasión que nosotros jeje. Saludos.

Apolino Apolinos dijo...

Años 80´, en un Bar, apoyo mi reloj Casio F-87w en la ranura de una gramola, dejo caer una moneda mientras la voy escuchando bajar hacia el abismo, me siento en la mesa y con los ojos cerrados me abstraigo del mundo mientras voy adsorbiendo cada nota de la canción por los poros de mí piel, no existe nada más que la música y mí refresco, de repente termina la canción y mí Casio me marca las señales horarias, he vuelto a la realidad, me incorporo y sigo una vez más mí camino junto a mí inseparable Casio.

*La Gramola de los 80´: https://www.youtube.com/watch?v=hy00POnqzsM


Feliz Domingo.

guti.bitacoras.com dijo...

Preciosa anécdota Apolino.

Miguel Angel Santelmo dijo...

Franklin, fui yo el que escribió en la cuenta de María je je

Franklin Morris dijo...

Ah ok.como aparece otra cuenta no sabía. Pensé q era una mujer. Tampoco habías dicho q eras tu. Jeje saludos.

Miguel Angel Santelmo dijo...

Es que no me di cuenta sino después ja ja

Lo último de Casio Vintage

Lo último de G-Shock

Lo último de Baby-g

Lo último en digitales

Lo último en analógicos

Última entrada

G-Shock, en primera línea de batalla en Barcelona

No os voy a cansar de nuevo con el atentado ocurrido ayer en Barcelona (además, yo apenas sé lo que ha pasado ), porque supongo que ya esta...