2015-09-19

¿Tecnología antigua superando a la nueva? ¿Dónde he oído eso?




Hace algunos años apareció en la televisión una serie de animación titulada "Iron Kid". Aunque ya tiene tiempo, sus capítulos todavía se pueden adquirir (0,25 € cada uno) o incluso disfrutarse en Youtube. La serie me dejó enganchado desde el primer momento porque toca dos de los aspectos que más me entusiasman: la robótica (la AI, la mecánica) junto a la restauración, la recuperación y la "chatarra" de olvidadas (y oxidadas) piezas.

Aunque es una serie para todos los públicos, no deja de ser una serie encantadora y con una trama bastante bien argumentada, desarrollada y puesta en escena. Hecho de menos un desarrollo menos "simplón" y no tan basto de las figuras 3D (especialmente los robots femeninos, sin apenas detalles, y de los masculinos, con armaduras demasiado exageradas), pero es comprensible que los chavales a los que se dirige eso no les importe demasiado, ni siquiera se den cuenta.




La trama de la serie gira en un tema central que a todos los seguidores de la relojería digital seguro nos resulta familiar: la tecnología de robots antigua, de hace cien años (cuando la guerra robótica entre humanos, androides y ginoides), y la tecnología compleja de robots actual. Mientras los primeros hacían uso de armas blancas como espadas, hachas, y también técnicas digamos un poco "mágicas" o "místicas", los de la era moderna usan misiles de última generación, láseres y motores a reacción.

Curiosamente, los más modernos robots apenas pueden superar en combate a los antiguos, desarrollando incesantes luchas que se suceden a lo largo de todos los capítulos, en donde es constante la referencia a tecnología antigua versus nueva.


Trasladándolo al mundo de la relojería, es asombroso el parecido en esa confrontación a la que aquí hemos hecho referencia en muchas ocasiones, entre los digitales "de antes", aquellos fiables, duros y robustos relojes de los años ochenta (con algún representante en los noventa, para ser justos), y la compleja, completa y suntuosa tecnología de los smartwatches, smartband y tantos "smart-nosequé" de ahora.

Aquellos relojes "de antes de la gran guerra" (como dice la serie, aunque a nosotros nos va de perlas la definición de "la era del cuarzo") tienen algo especial, y no es porque sean mi preferencia a nivel personal, sino que es un hecho constatable que cualquiera que se lo haya puesto y usado lo puede verificar y, normalmente, también lo suelen reconocer.


Como en los robots de la serie, los tecnológicamente avanzados digitales de ahora ofrecen más cosas, pero no llegan a superar por muchos motivos a los que había antiguamente, con la tecnología antigua. Entre esas características que los hace aún hoy en día superiores es una independencia mayor (tanto a recargas o a enchufes USB/adaptadores de corriente), que les dotaba de una autonomía insuperable. Por supuesto, una construcción robusta, un módulo "en bloque" con cubierta de aluminio y protector interno (en esta foto de las diferentes generaciones del W-720 puede verse), unos pulsadores con junta tórica y, por supuesto, una maciza caja de metal.

No entro a juzgar a los analógicos porque entre aquéllos y éstos la distancia no es tan grande, pues hoy también encontramos cajas de metal como antes, incluso en un módulo solar, pero en cuanto a digitales la diferencia es abrumadora. A veces esa diferencia viene dada por la desidia o desinterés del fabricante (Casio incluido, mas que nos pese), otras por la propia inercia mercantil, buscando las ventas por encima de todo y el ofrecer algo por moda, "para vestir" en lugar de algo "para usar". A veces creemos que ambos conceptos van de la mano, pero ni muchísimo menos. Y, por supuesto, una tecnología de LCDs con extras que ofrecían en tan poco espacio (y con tan poca necesidad energética que aún nos causa asombro) funcionalidades que solo se encuentran hoy con "apps", enlazando el reloj al móvil con Bluetooth, o ni siquiera eso.


Como los protagonistas "buenos" de la serie de animación, ambas tecnologías pueden convivir perfectamente. Y aunque el CDF ("los amigos") usan profusamente tecnología de última generación, Marty, el niño con armadura que lo convierte en robot (un sueño para cualquier chaval, por cierto), hace uso de tecnología antigua. Si nos hiciéramos nosotros esa misma pregunta bastaría simplemente con girar nuestra muñeca y ver el reloj que llevamos o que habitualmente usamos, lo que nos decantaría de inmediato hacia una u otra tecnología; hacia una u otra filosofía. Así que tú, ¿de qué lado estás? ¿Cual de ellas dos prefieres?



| Redacción: Zona Casio

17 comentarios:

  1. Hay dos cosas que durante los años 70 y 80 representaron la alta tecnología del futuro:1) MAZINGER Z y 2) CASIO.

    ResponderEliminar
  2. Lógicamente la vida y la tecnología avanzan. Pero la obsolescencia programada es infinitamente mayor ahora y la tendencia es que siga siendolo en tanto y cuanto este capitalismo mal llevado que benefícia a unos pocos siga gobernándonos.

    Si la tecnología antigua supera a la actual, mi respuesta es SÍ rotunda. La sensación de avance tecnológico era mucho mayor en los 80 que ahora. HOy en día por muchos móviles que tengamos, sólo es morralla tecnológica que apenas aporta.

    En los 80 el avance tecnológico aportado por Casio, por Spectrum Sinclair, o por la aparición del CD era tal que todo el planeta se paraba para atender al lanzamiento de cualquiera de ellos. Un futbolista de moda estaba al servicio de un Casio era su acompañante. Ahora vemos a Messi o Cristiano con un iphone y sencillamente es uno más.

    Ni hay un Mazinger en la actualidad, ni hay un Casio. Ni la educación de los jovenes es la que era. Todos los niveles son inferiores.

    ResponderEliminar
  3. Suscribo al completo lo que apunta Jokerblue.
    Me viene a la memoria, que los modelos clásicos de Casio, se denominen old-school, un guiño más que apunta a que antaño eran superiores, si no tecnológicamente, si que en cuanto a avances y calidad.

    ResponderEliminar
  4. Estoy muy de acuerdo con la opinión de Jokerblue y de Guti.

    Los 80´ fue una época de transición mágica y donde la tecnología enamoraba, teníamos la filosofía y lo mejor de las décadas anteriores en cuanto al detalle y la construcción industrial y además se unía la fuerte expansión tecnológica del momento con la miniaturización de los chips, todo eso unido propicio autenticas virguerías tecnología y productos de una gran calidad que se prolongaron hasta mediados de los 90´ donde todo empezó a decaer…

    En esos años aparecieron los mejores productos de todos los sectores electrónicos en términos de calidad, una prueba de aquello lo tenemos con los relojes Casio digitales Marlin que todos conocemos, también las calculadoras Casio como la insuperable Casio fx-82SX resistente a más no poder y que todavía tengo después de +25 años de uso ininterrumpido con innumerables caídas y que decir de la radio multibandas adelantada a su tiempo la SONY ICF-7600D que marco una época y que soñaba tenerla, estando en clase de EGB miraba el catalogo de Sony mientras se me caía la baba viendo esa maravilla tecnológica con mís compañeros de clase, eso por no hablar de los altavoces de panal de abeja de SONY y Technics, los Walkman SONY de metal y tamaño cinta de Cassette con sonido DOLBY y tecnología Boodo Khan, esos equipos sonaban a gloria…..y las portadas y la calidad de sonido de los discos de vinilo eran para quedarse embobado , podría estar horas contando tecnologías impresionantes de aquella época que por desgracia han desaparecido y que le da mil vueltas a lo que tenemos ahora que son productos de consumo de usar y tirar y no obras de arte como antes...., ¿Para qué tanta prisa? si nadie disfruta lo que tiene…

    Antes eran tecnologías individuales y muy cuidadas, ahora con la miniaturización tecnológica empaquetan todo en un Smartphone (radio, Internet, calculadora, reloj, TV, música…) que te dura unos años y asunto resuelto, la mentalidad actual es la de usar y tirar y la de tener y compartir todo en un instante olvidándose de unos mismo, es como si la tecnología actual no te perteneciera y además fuera a caducar en poco tiempo.

    ResponderEliminar
  5. Es verdad, las radios multibanda eran también mi sueño inalcanzable de niño. Muy buena la descripcion de Apolino, ahora hay muchas cosas que las empaquetan todas en el mismo producto (un móvil), y a los dos años lo tienes que tirar todo, por no hablar de que igual se te estropea la aplicación, o una funcion determinada y tienes que cargar con dos o tres moviles mas. Ahora triunfa mas el estilo, tipico de apple por el que todos copian, sin importar cosas tambien muy importantes como la autonomia o la durabilidad.

    ResponderEliminar
  6. que si casio lo era esto, que si casio lo era lo otro, nose a que espera el autor y dar el salto a un TIMEX, mas especificamente a un TIMEX Expedition Base Shock o un Vibe Shock si busca lo digital :^)
    No soy el único decepcionado con la calidad de materiales de los Collection, que parecen empujar al usuario a ser un proximo comprador de un Gshock o un Premium, pues lamentablemente es más que evidente que hoy en día los Collection adquirieron una vida de ser desechables

    ResponderEliminar
  7. Creo que has malinterpretado las palabras. Que echemos de menos la calidad y la innovación de Casio antao, no quiere decir que no nos guste la marca. Precisamente por eso, nos gusta este blog, por la marca de que se ocupa.

    En mi caso, no le veo nada a Timex, me parece que se queda bastante corto, intentando hacer lo mismo que Casio. Por ejemplo el Vibe Shock que mencionas, cuesta casi tanto como un DW-5600E, o de otro modo, el doble que el W-735 con las mismas funciones.

    Pero si que me da miedo que Nixon, Junghans, Vestal, Sector, o Mark Maddox, acaben llevándose el gato al agua porque Casio se ha dormido en los laureles, y Seiko ha abandonado.

    Y eso sin contar que ETA no se meta en serio, que con digitales termocompensados, podría hacer mucho daño.

    ResponderEliminar
  8. El Timex Vibe Shock digital es un híbrido entre G Shock y Protrek. Me parece una burda imitación, en mi opinión.

    ResponderEliminar
  9. O mejor dicho, es un híbrido entre los Collection y Google Shock.

    ResponderEliminar
  10. Hacía tanto que no dejaba un comentario...mi humilde opinión es depende el caso concreto, no siempre la tecnología vieja supera a la nueva, lo que pasa en realidad es que ha quedado en todos una especie de nostalgia hacia las cosas que formaron parte de nuestra adolescencia o primeros años de adultos, por eso recordamos las cosas viejas como es el caso de los walkmans, vinilos, relojes digitales de los '80 o '90, consolas de video juegos, etc.
    Hay una entrada reciente que habla sobre una calculadora que saco Casio, muy bonita para celebrar la salida de una vieja máquina de calcular que pesaba 17 kg ¿alguien quiere volver a un maquinón con ese peso? Al menos yo no pero si nos trae nostalgia.
    Cuando compre mi primer celular fue un Nokia 1100, lo tiraba contra la pared y se rompía la pared, tenia linternita y la batería duraba una semana, estaba feliz, no lo voy a negar pero es al día de hoy que es un objeto del pasado no lo volvería a usar porque sencillamente ahora hay cosas mejores, con más funciones independientemente que los materiales de construcción son mas delicados pero también hay que tener en cuenta el trato que cada usuario le da a un objeto.
    Todos los días veo pantallas de celulares reventadas por un golpe pero la culpa es de la mala calidad, pues no, la culpa es del usuario que no sabe cuidar lo que tiene.
    Casio todavía nos da esa particularidad de poder portar en nuestra muñeca un digital retro ya que hay varios modelos de viejas épocas que se siguen vendiendo, si tu los quieres usar pues cómpralo y úsalo y te dará satisfacciones, en cambio por desgracia Citizent y Seiko ya no comercializan más esos maravillosos digitales que han sacado, eso si que me da una gran tristeza, eran relojes hermosos y muy adelantados para su época.
    Voy a decir miles de veces que todo lo viejo tenia unos materiales de construcción de una calidad muy superior a todo lo actual, eso no lo voy a negar, ahora se usan cada vez cosas más ligeras para abaratar costos.
    Hay dispositivos muy bonitos, muy funcionales pero requieren un trato más delicado que antes, lo que se ha perdido con el paso del tiempo es la robustez a la hora de construir.

    ResponderEliminar
  11. Coincido plenamente con Astrid, respecto de nuestra nostalgia hacia los mencionados objetos (sobre todo si nacimos entre los 80 y los 90).
    Así como en aquel momento los de 40 y tantos años podían pensar "quién tiene la necesidad de llevar música en un casete encima?"; hoy, a algunos, nos parece una locura tener necesidad de tener internet "encima" ya sea en un celular, reloj o en el auto.

    Por supuesto que la tecnología no siempre supera a la nueva... De hecho en muchos aspectos, hoy podríamos estar superadísimos en muchas cosas y por intereses económicos diversos, eso no pasa.
    Y el gran problema, fue el descubrimiento de la obsolescencia programada, y la pérdida del amor por cómo hacer las cosas. Antes había como un desafío en hacer las cosas bien; hoy siplemente vencer récords, tipo: lo mas finito, lo mas grande, lo mas liviano; todo a costa de lo que sea!

    Por supuesto que un Lumia 1020 tiene mas tecnología (electrónica y nada mas) que un Nokia 1100, pero podría estar hecho de manera que se aguante los golpes del 1100. Y en aspecto constructivo son un bloque de plastico con la placa madre, pantalla y listo y todo unido con... súper pegamento, cintas doble faz y trabitas. En cambio, un Nokia N95, un N93, N97, E7, terrible ingeniería y diseño había ahí.
    Yo alucino cuando miro mi pure view 808 (con Symbian!) y alrededor del borde de la pantalla y el cuerpo, tiene un marco de goma, no evita que se rompa, pero ayuda mucho, al igual que los bordes redondeados (simple física a quién se le ocurre un borde a 90º?).

    No es imposible hacer un buen celular con una buena pantalla protegida, y no me ofendo si tiene casi 2cm de espesor a cambio de fortaleza y una bateria que tenga una duración digna, o carga solar, por tirar ejemplos... pero eso a nadie le interesa.

    Y aplica a todo: autos, equipos de música (los Sony hogareños de los 90, tenían calidad casi profesional, hoy son un espanto, pero ahora tienen luces de colores, usb conexión iphone (para quien tenga uno)).

    ResponderEliminar
  12. Otra idea que siempre tengo: la tecnología mejoró y sigue haciéndolo a pasos agigantados, pero en qué dirección, con qué sentido? Ningún otro que el consumismo y mantener a la rueda girando..
    Por ej: en audio, fue una revolución el sonido stereo, luego ni hablar el Dolby, luego el 5.1, pero a partir de ahí, 7.1, 7.2, 8.2, es repetir mas de lo mismo hasta alcanzar niveles de cantidad de canales absurdos e innecesarios, inapreciables para muchos. Igual con el video, se arrancó con un blanco y negro y una resolucion de 640x480, luego 720p (maravilloso), 1080p (Brillante), es necesario 2160p, y ni hablar 4320p...? Sirve para algo que las pantallas sean curvas?

    ResponderEliminar
  13. Ahí, le has dado en el clavo SergioQ4. Se confunde tecnología con avance, no siempre van de la mano. Muchas veces son inventos puramente mercantiles que no aportan nada en realidad, o que en lugar de aportan hacen todo lo contrario y nos complican mas la vida.

    ResponderEliminar
  14. Acertadísimo tu comentario SergioQ4. Tengo la misma percepción en otros campos como por ejemplo los videojuegos. Hemos llegado a una generación con un nivel de gráficos y velocidad que casi toca techo. Tecnológicamente no queremos más. Sino mejor. Más vale un buen guión y un juego adictivo que unos gráficos cuasi-humanos. No queremos juegos "humanos" sino dibujos maravillosos y adictivos. Estamos perdiendo la esencia mágica de lo que es un Videojuego.

    ResponderEliminar
  15. Jokerblue, totalmente de acuerdo! Mientras escribía pensaba en lo mismo que comentaste, pero me olvidé de citarlo (quizá inconscientemente para no hacer tan largo el comentario)...
    Siendo del ´82, fui jugón de todas las glorias de los 80, 90, 00s (Pacman, Tetris, Wonderboy, Monsterland, Super Mario 3, por nombrar sólo algunos), tanto en fichines, como en consolas desde Atari2600, y Family Game 8bits, y hasta la Sega 16 bits y PC hasta el año 2000, llegué. Actualmente tengo una Xbox 360 juntando polvo, en gran parte por falta de tiempo y los eternos menús para jugar sólo 20 minutos.

    Recientemente vi como un chico de unos 9 años jugaba GTA 5, sentado en un sillón, mientras comía, obvio...; y pensaba "qué buenos gráficos!!! Impresionante la técnica, escenario infinito (como deseaba cuando era chico y probaba hasta donde entraba dentro del agua la Ferrari del OutRun), todo utilizable o activo". Pero... y el juego? Se la pasaba caminando sin ton ni son por la ciudad (tenía que cumplir una misión en teoría), y cuando hacía algo, era: matar, robar, relacionado con la droga, todo con aspecto de mala gente, mostrando lo peor de la humanidad, un espanto! Y encima lentísimo, aburriiiiido!
    Yo también jugué juegos violentos como Duke Nukem, Doom, Quake, pero era claramente una violencia irreal, fantástica, contra aliens, monstruos o seres inexistentes, y con la clásica evolución a medida que pasaban los niveles de aumentar la cantidad y la velocidad de los enemigos, era todo mucho mas dinámico y estoy convencido que generaban mas desarrollo y velocidad mental.

    Hasta el Dinosaurio de Chrome cuando se cae la conexión, me parece mucho más divertido que muchos juegos nuevos de altísima tecnología y calidad!

    ResponderEliminar
  16. Normal que lo antiguo tuviera mejores materiales, por lomenos se veían en esto de los relojes Casio y es algo que he podido comprobar como fiel consumidor de esta marca. Quien tenga la suerte de tener un viejo Casio de los 80 y lo haya cuidado un poco, tendrá un reloj para muchos años mas, y la cuestion es tan sencilla como que por esa época no existía la obsolescencia programada. Un día de 2012, mi segundo Casio W-720 empezó a pitar como un loco, la pantalla se apagó y ya está, me quedé sin reloj. Duró diez años justitos, de abril de 2002 a abril de 2012 ¿eso no es raro?.
    Casio quiere lo mismo que las demas multinacionales, vender y vender, por eso no le interesa tener productos que duren una eternidad, y como bien decía alguien por aquí, los Casio Collection ya se convirtieron en Casio Desechables.

    ResponderEliminar

Última entrada

G-Shock rompe el record Guinnes de resistencia

Como una forma de demostrar (por si alguien lo dudaba) que los G-Shock son los relojes más duros del mundo, la marca japonesa ha decidido e...