¿Un reloj de color blanco? ¡Sí, gracias!


No hace tanto que el blanco aún era un color inusual. Solamente algunos fabricantes se atrevían con él, y eso en modelos de relojes para señora. En modelos para hombre se consideraba casi una locura. Pero las cosas han ido cambiando. Antes los hombres sólo y estrictamente podíamos lucir colores negros (o tonalidades oscuras de marrones). Aunque sin desprestigiar al negro, que es muy bonito, teníamos como una cierta aprensión a los colores. Paraguas de hombres en negros, gafas con monturas negras, y elementos de todo tipo negros, como bolígrafos o receptores de radio...

Y buena parte de este cambio o de ésta "permisividad" hacia colores más claros hay que agradecérselo a la informática. En efecto, gracias a ella los plásticos en blanco comenzaron a ganar adeptos. Los PCs en blanco, y, sobre todo, los teclados en blanco se comenzaron a ver como algo "normal", y ganaron muchos simpatizantes. Luego llegó la época de los móviles, y de un tiempo a esta parte no hay marca que, al menos, no ofrezca una variante de este color en su gama de modelos.



Esto ha supuesto toda una "liberación" para los hombres, antaño obligados a tener que usar esos grises o negros apáticos. Incluso fue muy popular la demanda de un iPhone blanco (a falta de este color, y para saciar la impaciencia de algunos, hubo firmas que se hicieron millonarias gracias a Apple vendiendo aquellos "sustitutivos" en forma de carcasas o fundas de neopreno en color blanco).

Yo soy uno de los que se declara "adictos al blanco". Me encantan los teclados blancos, y los smartphones también blancos. Es un color luminoso, y en el que cualquier grabado se nota muy bien.


No pocos denigran de él porque, lo mismo que se notan bien los grabados, también se nota "la suciedad". Pero yo creo que esa es también su parte buena, al decirte en qué estado real se encuentra la resina (o el plástico), y no enmascararla como hacen los colores negros u oscuros. Porque la resina se deteriora del mismo grado independientemente de que el reloj sea negro o blanco, y la suciedad les afecta por igual. Otra cosa es que esto quede en evidencia o no.

Tal vez para algunos hombres llevar un reloj de color blanco sea algo que aún no puedan asumir, hasta el punto de que se sientan extraños. Pero, como en muchas otras cosas, a veces sólo es cuestión de probar. Seguro que en tu muñeca un reloj de este color te sienta mucho mejor de lo que te imaginas. Atrévete.



| Redacción: Zona Casio

4 comentarios:

guti.bitacoras.com dijo...

Aunque me gustaría que la razón del cambio fuera la informática, dudo que ese sea el motivo de la popularización de los colores en la vestimenta masculina.

Primero fueron los coches, en colores rojos, amarillos, azules, y toda la gama de colores G-Shock que ahora tenemos incluyendo el blanco.

Posteriormente vendrían quizás las corbatas.

En mis gustos, me atrae también el colorido, más el amarillo, pero siempre he pensado que la limitación de los pigmentos, que en seguida pierden color con los roces (salvo el rojo tal vez), hacen que el negro sea más sufrido que el blanco, el amarillo, y los azules.

No sólo es que se note más la suciedad, tal y como bien apuntáis, sino que también el colorido se va "desgastando", y no lleva también el uso y el paso del tiempo como el negro.

Osvaldo dijo...

No es que se desgaste. creo que es que cogen enseguida el tinte de lo que lleves o se tiñen del color que sean. las correas negras de plastico tambien quedan horribles con el paso del tiempo, las que no tienen brillo les aparece ese lustre, y las que lo tienen, les desaparece e lbrillo y quedan mates horrendas. y sucias... desde lejos no se notara, pero a dos pasos se les ve la porqueria a la vista.
lo mejor son los armis que llevan algunos baby-g, que estan hechos con partes de plastico blanco que duaran mas.

Francisco Frivero dijo...

Por fin alguien habla sobre el blanco en los relojes. Os felicito doblemente por este artículo, primero por lo bien que los redactáis, dándo siempre un toque de neutralidad y seriedad, a la vez que desenfado. Y segundo, un poco por... porque entre mis Casios figura un G-Shock, el GA-100A-7A, que como sabeis, es completamente blanco.

No es que no me gusten los negros, de hecho la mayoría lo son, sino que, como se dice, en la variedad está el gusto.

Ahora en verano es el que más me pongo (aunque suelo ir rotando). Pero lo compré sencillamente porque me gustó mucho, sin pensar en lo llamativo que pudiera o no ser.

Estoy de acuerdo con el artículo, en que los grabados se notan mejor, además los detalles pequeños de la esfera se ven mejor en fondo claro que en fondo negro.

Muy acertado también el título del artículo.

Fco. Fdez. Rivero

fernando fernandez dijo...

muy interesante articulo, como todos, esos tonos oscuros son parte de la virilidad o algo asi, que hace que el hombre no pueda poner color y la hembra si, os habeis fijado en los coches caros que son todos negros, me parece una horterada, todos como borregos con el mismo color, ademas de que para la seguridad vial es el peor color que hay, los tonos oscuros se confunden con la carretera.

Lo último de Casio Vintage

Lo último de G-Shock

Lo último de Baby-g

Lo último en digitales

Lo último en analógicos

Última entrada

El otro aniversario del que Casio se ha olvidado

Bueno, la verdad es que no se ha olvidado, pero apenas lo han mencionado. Y es que este año (en concreto, el pasado 1 de junio) se conmemor...